La nueva vida de Eva, la única vecina de la aldea que separa Lugo de León

Enfermera en Ponferrada, optó por dejar la ciudad para «desconectar del covid». Necesitaba «un refugio» y ha vuelto al lugar de origen de sus abuelos. «Desde que estoy viviendo aquí pasa mucha gente para preguntar si se venden las casas»

Eva y su perro Firuláis, junto a la casa familiar en la frontera gallega en la que se instaló
Eva y su perro Firuláis, junto a la casa familiar en la frontera gallega en la que se instaló

o portelo / la voz

Eva Sánchez González (Ponferrada, 1981) lleva desde marzo del pasado año en primera línea del covid-19 trabajando como enfermera en el Hospital del Bierzo. «He visto morir a mucha gente todos los días, realizar con lágrimas la última videollamada a las familias, y hasta ha fallecido una compañera. Necesitaba un refugio para desconectar del covid y lo tenía cerca», explica esta sanitaria y además veterinaria, de padre coruñés (de Boimorto) y madre de O Portelo, la aldea fronteriza de cuatro casas de las que tres pertenecen a Balboa (León) y una a Cervantes (Lugo).

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

La nueva vida de Eva, la única vecina de la aldea que separa Lugo de León