Los Franco alegan ante el Supremo que el Estado se desentendió de Meirás desde 1975

José Manuel Pan
José Manuel Pan REDACCIÓN / LA VOZ

GALICIA

Imagen del pazo de Meirás, situado en el municipio de Sada
Imagen del pazo de Meirás, situado en el municipio de Sada MARCOS MIGUEZ

Basan parte de su recurso en que la Justicia les reconoce que fueron poseedores de buena fe del pazo

13 mar 2021 . Actualizado a las 18:56 h.

Los nietos de Francisco Franco están dispuestos a recuperar el pazo de Meirás, y en el recurso de casación que han presentado en el Tribunal Supremo alegan que el Estado no puede ser propietario del inmueble ya que se desentendió del pazo desde que murió su abuelo, en el año 1975. Los Franco se apoyan en la sentencia de la Audiencia Provincial de A Coruña que ahora recurren para alegar que fueron poseedores del recinto de Meirás de manera «pública, pacífica, ininterrumpida y en concepto de dueños», y de manera «exclusiva», durante más de 30 años.

La sentencia de la Audiencia de A Coruña confirma la dictada en el juzgado de primera instancia e indica que el pazo es propiedad del Estado, sin embargo les reconoce a los herederos de Franco el derecho a ser indemnizados por los gastos de de conservación del pazo.

De esto se sirven para justificar que el pazo es suyo por usucapión extraordinaria (una forma de adquisición por el paso del tiempo) y recuerdan que la Audiencia les reconoce que fueron poseedores de buena fe del inmueble. Otro punto sobre el que inciden los Franco se basa en que desde que murió el dictador, el Estado se desvinculó de Meirás, mientras que Franco asumió las cargas y facultades que «de ordinario se atribuyen al propietario».

Los descendientes de Franco considera que la sentencia de la Audiencia admite que hay dudas sobre la posesión del pazo por parte del Estado, lo que es incompatible con una «posesión en concepto de dueño», que requiere que sea «nítida e inequívocamente constatada». Los herederos también destacan que hasta la presentación de la demanda, en julio del 2019, el Estado nunca reivindicó la propiedad del pazo. 

Además de los Franco, el Estado, la Xunta, la Diputación de A Coruña y los concellos de Sada y A Coruña también presentarán recursos de casación, aunque en este caso para no tener que pagar la indemnización a los herederos del dictador. Este lunes termina el plazo para la presentación del recurso.