Los narcos marroquíes caídos en Madrid con más de 700 kilos de coca tenían socios en Galicia para descargar alijos

La Audiencia Nacional revela que había contactos "al más alto nivel" con organizaciones especializadas en introducir droga por las costas gallegas

Foto de archivo de varios fardos de cocaína incautados por la Policía Nacional
Foto de archivo de varios fardos de cocaína incautados por la Policía Nacional

VIGO / la voz

Los más de 700 kilos de cocaína decomisados el domingo en Madrid apuntan a una organización liderada por Said Al Moudi Guaitoune, nacido en Madrid pero de origen marroquí. Junto a él figuran sus hermanos Moustafa y Mohamed y otras diez personas, todas ellas detenidas. Según la investigación, formaban una estructura criminal especializada por igual en el tráfico internacional de cocaína, desde Sudamérica; de hachís, desde Marruecos; y de marihuana comprada en España que envasaban y enviaban a Europa. Igual que el resto de drogas.

El vínculo con Galicia lo constata el Juzgado Central número 6 de la Audiencia Nacional y la Brigada Central de Estupefacientes de la Policía Nacional: «Se han detectado contactos de los hermanos Al Moudi con organizaciones gallegas, al más alto nivel, especializadas en introducir todo tipo de sustancia estupefaciente en las costas gallegas». Incluso se referencia una reunión celebrada en Tordesillas (Valladolid) el pasado 22 de octubre, a la que asistieron algunos de esos presuntos socios. Se entiende que de una sola organización, aunque la Audiencia Nacional habla en plural al referirse a Galicia.

El secreto de las actuaciones sigue vigente y la única información que ha trascendido es pública, pero sin alusiones concretas a grupos gallegos. Nada que permita ubicar esa rama del caso, al menos por ahora. Llama la atención, y da imagen del alcance de esta organización (con enlaces en los Países Bajos, Emiratos Árabes y Europa del Este), este extracto de la investigación: «Se han observado reuniones de sus colaboradores [de Said Al] con miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado corrompidos».

Aparte, un ciudadano del Este llamado Guergi Ivanov, considerado jefe de otra organización en Barcelona, también quería conocer a los colaboradores gallegos de Said Al, un hombre que pasaba largos períodos en Emiratos Árabes, y que en España se movía entre Marbella, Badajoz y su casa en la urbanización La Finca, en Madrid. De los 13 arrestados, tres no ingresaron en prisión tras pagar las fianzas. Destaca la puesta en liberta de un hermano de Said Al, representado por el despacho Vox Legis. El relato aportado por la investigación sobre este investigado resulta clarividente: "Mohamed vive de forma humilde, dedicándose a asuntos relacionados con la construcción. El perfil bajo que Mohamed tiene, a juicio de sus hermanos, hace que le utilicen para blanquear los beneficios obtenidos por el narcotráfico, ya que según sus manifestaciones mantienen un perfecto control de su persona, evitando así recurrir a otros testaferros más difíciles de manejar".

Requisados más de 700 kilos de coca atribuidos a un clan de Marruecos aliado con gallegos para las descargas

Javier Romero
Incautación de cocaína en Galicia en el 2020.
Incautación de cocaína en Galicia en el 2020.

La operación, declarada secreta por la Audiencia Nacional, suma al menos 13 detenidos, cerca de 700.000 euros decomisados y 21 vehículos confiscados

El último golpe al narcotráfico, vinculado a Galicia, se explotó este domingo con el arresto de 13 personas de nacionalidad marroquí, española, búlgara y, según parece, holandesa también. La investigación de la Brigada Central de Estupefacientes de la Policía Nacional y del Juzgado Central número 6 de la Audiencia Nacional está declarada secreta y aún no se conoce al detalle su alcance. Sí se sabe que la organización internacional desmantelada, lidera presuntamente por un ciudadano de Marruecos, se asentaba en Madrid y contaba con la infraestructura necesaria en forma de pisos y coches con pequeños zulos para, presumiblemente, transportar la coca. Precisamente en tres pisos de Madrid, el domingo, se requisaron dos partidas de 120 y 300 kilos de coca y 230.000 euros en metálico, respectivamente. A mayores, recientemente, otros 200 kilos de coca que se llevaban a dos almacenes ubicados también en la capital de España cuando fueron interceptados. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Los narcos marroquíes caídos en Madrid con más de 700 kilos de coca tenían socios en Galicia para descargar alijos