El Bierzo trae al Parlamento el debate sobre su antigua provincia y la anexión a Galicia

Domingos Sampedro SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

Lavandeira jr

El BNG apadrina una iniciativa de la Coalición por el Bierzo para abrir la discusión territorial y conmemorar el bicentenario de la circunscripción berciana

28 ene 2021 . Actualizado a las 16:33 h.

El Bierzo existe y lo que tiene que decir quiere que se escuche en Galicia. Esta comarca leonesa, y en parte galegofalante, conmemora este año el bicentenario de su constitución en provincia, bajo la denominación de provincia del Vierzo, con uve, una invención del trienio liberal que abarcaba concellos hoy gallegos, como O Barco de Valdeorras, A Rúa, O Bolo o Carballeda. El provincialismo berciano va a ser recordado este 2021 en varios actos y seminarios que se desarrollarán en la comarca, pero el partido Coalición por el Bierzo, que gobierna junto al PSOE en Ponferrada, quiere que Galicia se sume a los mismos.

Iván Alonso, secretario general de Coalición por el Bierzo y concejal en Ponferrada, encabeza la delegación que este jueves visitó el Parlamento gallego para registrar una iniciativa en la que reivindican el derecho de este territorio a poder convertirse en una provincia y, a partir de ahí, su potencial anexión a Galicia, si esa es «a vontade libre da sociedade» berciana, refleja la proposición no de ley que adoptó el BNG para su debate en la Cámara gallega.

«É un desexo de ampla base no Bierzo», explicó Iván Alonso, que utilizó indistintamente el gallego y el castellano, el poder constituirse en provincia propia, separada de León, y abordar después su «encaixe» territorial como la quinta provincia de Galicia. Desde el Bloque lo que piden es que la comunidad gallega «non lle peche as portas en caso de que a vontade da provincia sexa a de anexarse», señaló la diputada María González Albert. No obvian Alonso ni Albert las dificultades, incluso constitucionales, que entrañaría tal redefinición de la división provincial. Pero consideran que hay mecanismos legales suficientes para abordarla, llegado el caso, a través de la correspondiente ley orgánica del Congreso.