Pontón invoca un plan a la alemana para el rescate de la hostelería gallega

Propone para Galicia el modelo de Merkel, que compensa hasta el 70 % de las pérdidas en que incurran los establecimientos abocados al cierre


El caso histórico de Santiago, despejado de turistas, y una mesa del restaurante Altamira, cerrado debido a la pandemia, es el lugar que eligió este viernes la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, para reunirse con la dirección de la Asociación de Hostelería de Santiago y proponer al término del encuentro la aprobación de un plan de rescate para el sector similar al aplicado por Angela Merkel en Alemania, que habilita ayudas para compensar hasta el 70 % de las pérdidas en las que puedan incurrir los establecimientos abocados al cierre debido al covid-19.

Pontón avanzó que los nacionalistas respaldan «todas as medidas que se estimen necesarias» para frenar la pandemia, pero considera que si desde la Administración gallega se decreta el cierre de un sector, «que é na práctica o que está pasando coas novas restricións», matizó, lo lógico es que el sector damnificado reciba ayudas «directas e inmediatas que compensen as perdas».

La líder del Bloque abundó en que son muchas las personas de la hostelería que están «nunha situación crítica», que no saben no solo como mantener en pie sus negocios, sino sus propias familias. «Fai falta máis que declaracións de intencións», añadió Pontón, antes de emplazar al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, a que «se poña as pilas» y oriente hacia las sectores que más lo necesitan el presupuesto autonómico, que es el más elevado de la historia.

«Se se salvou a banca, non se pode deixar caer á hostalería», subrayó la dirigente nacionalista que citó las fuentes del propio sector para remarcar que, en lo que va de crisis, la hostelería gallega perdió 11.000 puestos de trabajo entre regulaciones de empleo y despidos.

Finalmente, el BNG también abrió la mano a aumentar la coordinación entre administraciones, la Xunta, las diputaciones y los concellos, para participar de manera conjunta en un plan de ayudas a la hostelería. «Polo BNG non vai quedar», esgrimió. Ahora bien, Pontón explicó que se trataría de dos planos de trabajo en paralelo: por un lado las ayudas inmediatas de la Xunta y, por el otro, la línea de subvenciones nutrida también por concellos y diputaciones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
48 votos
Comentarios

Pontón invoca un plan a la alemana para el rescate de la hostelería gallega