La autonomía conquistada sin calor popular

Domingos Sampedro
Domingos Sampedro SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

El referendo sobre el Estatuto, que dejó una abstención récord del 71 %, cumple cuarenta años

20 dic 2020 . Actualizado a las 19:22 h.

La historia electoral de España apechuga con dos fechas negras que reflejan la apatía ciudadana por el ejercicio de la democracia. Una es la del referendo del 2005 sobre la Constitución Europea, que registró una abstención del 57 %; la otra son los comicios europeos de 1989, en los que desertaron de las urnas el 45,2 % de los electores. Pues bien, en Galicia se fulminaron ambas marcas el 21 de diciembre de 1980, en el referendo del Estatuto de Autonomía vigente hoy en día. Anque chova, vota, imploraba el célebre eslogan de la campaña. Aquel día regaló una luz primaveral en casi toda la comunidad, pero eso no alteró la desgana generalizada, pues el plebiscito que alumbró el autogobierno dejó una abstención récord del 71 %, que rebasó el 80 % en la provincia de Lugo.

Enseguida saltaron los tópicos en los análisis poselectorales que hizo la prensa más allá de Pedrafita: que si el aislamiento, que si el gallego era un pueblo desinformado, que si el retraimiento entre la población rural... «Pero como vai ir a xente a votar se os propios dirixentes non tiñamos asumida a autonomía», objeta Pablo Padín, exconselleiro de la Xunta y dirigente de UCD que participó en la Comisión dos Dezaseis, que se encargó de redactar el primer borrador de Estatuto.