Últimos días de los Franco en Meirás

José Manuel Pan
José Manuel Pan REDACCIÓN / LA VOZ

GALICIA

Imagen de la puerta de acceso al pazo de Meirás
Imagen de la puerta de acceso al pazo de Meirás César Quian

La ejecución provisional de la sentencia que le da la propiedad del pazo al Estado es inminente. La familia del dictador anuncia que no se opondrá

05 nov 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Agosto del 2014. Carmen Martínez-Bordiú, la nieta mayor de Francisco Franco, posa para una revista del corazón en los jardines del pazo de Meirás, lo que la publicación identifica como la casa veraniega de la familia Franco. Y así fue durante los cuarenta años de dictadura, cuando el pazo se convirtió en la residencia oficial de verano del entonces jefe del Estado. Después de la muerte de Franco, en 1975, la familia siguió disfrutando de la fortaleza durante los veranos. «A veces entraban coches al pazo. Venían cuatro o cinco de la familia y pasaban allí la tarde». Es el testimonio que Josefa, que vivía a 50 metros de los muros de cierre de la finca, ofreció en el juicio por la propiedad de las torres. «Siguieron visitando el pazo y pasaban allí temporadas», explicó en el mismo juicio Ramón Rodríguez Ares, amigo de la familia y alcalde de Sada entre 1979 y el 2007. Recordó que, incluso con el edificio dañado por el incendio de 1978, la familia iba al pazo en verano: «Seguían disfrutando de los jardines y de la capilla y tenían reuniones con sus amistades».

¿Pero habrá más veranos como esos, con los nietos de Franco en los jardines del pazo? Es cierto que la sentencia que ordena devolver la propiedad al Estado no frenó las visitas de la familia. «Alguno de los nietos estuvo unos días allí este verano. Con total normalidad, porque la sentencia no es firme y tampoco se ha ejecutado», dijo Luis Felipe Utrera-Molina, abogado de la familia. La primera cuestión, la de la firmeza, se mantendrá al menos un año, hasta que la Audiencia de A Coruña resuelva el recurso de los Franco contra la resolución judicial que les quita la propiedad. Pero la ejecución de la sentencia se hará cuanto antes, a petición de la Abogacía del Estado, y eso sí que apartará a la familia del pazo.