Realizan un trasplante de membrana al niño de Lalín que se quemó el ojo con gel hidroalcohólico

El objetivo de la intervención fue lograr tejido que ayude a cicatrizar las heridas, recibidas en el comedor escolar

El niño de tres años que sufrió heridas graves en un ojo por causa del gel hidroalcohólico cuando estaba en el comedor escolar del colegio de Vilatuxe
El niño de tres años que sufrió heridas graves en un ojo por causa del gel hidroalcohólico cuando estaba en el comedor escolar del colegio de Vilatuxe

lalín

El pequeño de Lalín que sufrió quemaduras graves en un ojo provocadas por gel hidroalcohólico fue operado este martes con éxito. La cirugía consistió en un trasplante de membrana amniótica. Esta membrana es una de las capas de la placenta y se utiliza para hacer frente a problemas como úlceras herpéticas, quemaduras o causticaciones químicas conjuntivales, así como en reconstrucciones de la conjuntiva del ojo. La membrana se usa, en casos como este, como parche o injerto suministrador de tejido que ayuda a la cicatrización.

La madre contó que el niño entró en el quirófano del Hospital Clínico en torno a las 11.30 horas y salió sobre dos horas después. A las tres de la tarde, ya había podido ver a su hijo, que seguía en Reanimación y aún no había sido trasladado de nuevo a la habitación. Explicaba que el pequeño, de tres años, «salió bastante alterado por la anestesia y se arrancó la vía». La doctora le dijo que la intervención había ido «bien», pero que todavía «es muy pronto para decir cómo ha salido todo». Tendrá que esperar a este miércoles, comenta, para ver cómo va todo, y estar pendientes de la evolución los próximos días.

Tras haber salido de la operación, la madre se sentía «un poco más tranquila y algo más aliviada» al haber superado ya ese paso importante en el camino hacia la recuperación del niño.

Este miércoles se cumple una semana desde que el pequeño ingresó, después de que en el comedor escolar un compañero le tirara gel, alcanzándole en el ojo. La madre fue quien lo llevó desde el colegio al centro de salud de Lalín el pasado día 14. Allí le hicieron las primeras curas y desde allí fue también su progenitora la que trasladó a su hijo al hospital Clínico, donde quedó ingresado. Desde entonces la madre no se ha apartado del pequeño. Este martes comentaba que le parece muy importante que Educación estudie medidas para evitar que casos como este se repitan en los centros escolares y espera que se adopten cuanto antes.

Un escolar de tres años de Lalín sufre quemaduras graves en un ojo causadas por gel hidroalcohólico

ROCÍO RAMOS
El pequeño, de tres años, está ingresado en el Clínico de Santiago. La imagen ha sido cedida por la familia
El pequeño, de tres años, está ingresado en el Clínico de Santiago. La imagen ha sido cedida por la familia

Está ingresado en el Clínico y será sometido a un trasplante de membrana

Un alumno del colegio Vicente Arias de la Maza de Lalín es uno de los dos niños que fueron tratados en el hospital Clínico de Santiago por lesiones oculares graves, producidas por quemaduras debido a geles hidroalcohólicos utilizados para combatir el covid. El pequeño, de tres años, ingresó el pasado miércoles, y el martes próximo está previsto que sea sometido a una operación de trasplante de membrana amniótica.

La abuela del pequeño señalaba ayer que la dirección del centro les informó de que el niño se encontraba comiendo en el comedor y otro escolar le tiró gel, alcanzándole en el ojo. La familia se queja de que no se trasladara ya en ese momento al niño al centro de salud y se esperara a la llegada de la madre, que trabaja a ocho kilómetros del colegio, ubicado en la parroquia lalinense de Vilatuxe, aunque el protocolo dicte que se llame a los progenitores.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Realizan un trasplante de membrana al niño de Lalín que se quemó el ojo con gel hidroalcohólico