Galicia en Común descarta una campaña con mítines en los que participen los líderes estatales de Unidas Podemos

Gómez-Reino dice que la Xunta tiene la responsabilidad de garantizar que la información electoral llegue de manera clara a los ciudadanos «logo de sesenta días de propaganda»


Redacción / La Voz

El 29 de febrero, en las semanas previas al inicio oficial de la campaña electoral para las elecciones del 5 de abril, Galicia en Común dio el pistoletazo de salida con un mitin en el Palexco de A Coruña al que asistieron Pablo Iglesias y Yolanda Díaz. Fue el primero y el último acto multitudinario de una campaña atípica en la que Galicia en Común pone la salud de los gallegos por encima de la agenda electoral y en la que descarta mítines presenciales a los que acuden de nuevo los líderes estatales de Unidas Podemos y los ministros morados del Gobierno de coalición. Gómez-Reino dijo que era obligación de la Xunta garantizar que la oferta de todos los partidos llegase a todos los gallegos y pidió no solo debates, sino también encuentros sectoriales en los medios públicos gallegos. A su entender, «Feijoo non quería unha campaña, se convoca agora é por esta anomalía», un período protagonizado por la pandemia en el que, según el candidato de Galicia en Comun para el 12 de julio, el presidente de la Xunta acaparó «sesenta días de propaganda».

Gómez-Reino compareció de forma telemática ante la prensa tras una reunión virtual con trabajadores y familiares de internos en las residencias gallegas. Ante la apertura de las visitas en los centros de mayores castigados por la pandemia, el líder de Galicia en Común dijo que los familiares están deseando ver a sus mayores, «pero así non», porque a su entender no se dan suficientes garantías. Gómez-Reino recogió también las impresiones que le trasladaron los trabajadores de las residencias, que presentan «unha realidade dramática» y acusó a la Xunta de «complicidade» con los gestores de los centros privados. Galicia en Común defenderá en campaña la recuperación para lo público de esos centros porque «coa saúde dos maiores non se pode facer negocio», y en el tránsito de ese cambio de modelo, «garantir máis prazas públicas», además de intensificar los controles para que se cumplan los pliegos de los contratos con las empresas que gestionan dichos centros. 

Pontón defiende revalidar las listas del BNG, pero deja la última palabra a la organización

Ana Pontón, candidata del BNG
Ana Pontón, candidata del BNG

La líder nacionalista reclama dos cara a cara entre los principales candidatos, completando con otros debates en cada provincia

Domingos Sampedro

El BNG todavía no ha tomado una decisión en firme, pero su portavoz nacional y candidata a la presidencia de la Xunta, Ana Pontón, se manifestó este martes a favor de revalidar sin cambios las listas aprobadas por la organización para la frustrada convocatoria de los comicios gallegos del pasado 5 de abril, remitidos ahora al 12 de julio. «Se hai dous meses nos presentabamos cunha candidatura de excelentes, onde estaban os mellores, non parece lóxico cambiar o que é bo», subrayó Pontón, quien, no obstante, puso por delante que no es una decisión que le competa a ella, sino que la última palabras la tienen los órganos colectivos del Bloque.

La dirigente nacionalista compareció este martes de forma telemática para defender la línea del trabajo del BNG ante la inminente campaña, en la que apostará por abrir «un tempo novo, un tempo de esperanza» ante la incertidumbre dejada por la crisis del coronavirus. La apuesta de los nacionalistas pasa por poner el acento en las medidas de recuperación económica, social y ambiental del país, así como por «deixar atrás un Goberno absolutista da Xunta» que, en vez de responder a los nuevos desafíos, optó por «esconderse detrás do mando único e da pantalla da TVG».

Pontón insistió en demandar un nuevo papel para los medios públicos de comunicación en esta campaña, toda vez que los mítines y los grandes actos de aglomeración tendrán restricciones. Pidió a Feijoo, de quien dijo que lleva «31 mitins encubertos na TVG dende a declaración do estado de alarma», a que abra los medios públicos a la pluralidad de la oposición. Y a modo de propuesta de plan de cobertura para la competición electoral planteó que, como mínimo, se celebre un debate electoral de ida y vuelta, es decir, dos debates, entre los principales candidatos a la presidencia de la Xunta, aparte de otros debates entre los cabezas de lista de cada provincia, aparte de al menos dos entrevistas a cada una de las formaciones políticas.

De igual modo, demandó que en vez de cada partido haga llegar a los hogares su publicidad electoral, con las papeletas dentro, se promueva un envío único con la información de todas las candidaturas para que el elector elija en igualdad de condiciones y reduciendo los costes del mailing con el fin de destinar esos recursos a los planes de seguridad sanitaria que habrá que implantar en los colegios electorales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Galicia en Común descarta una campaña con mítines en los que participen los líderes estatales de Unidas Podemos