Seguridad en la selectividad: geles en todas las aulas

El Ministerio de Educación emite las normas para el acceso a la universidad: se limpiarán las clases después de cada examen; para los momentos en que no se pueda garantizar la distancia de seguridad será obligatorio el uso de mascarillas. Los profesores pueden usar guantes si tienen que tocar los documentos de los estudiantes

El ministerio recomienda limitar las aglomeraciones en los descansos; la CIUG ha reorganizado el horario de las pruebas precisamente por eso
El ministerio recomienda limitar las aglomeraciones en los descansos; la CIUG ha reorganizado el horario de las pruebas precisamente por eso

Redacción / La Voz

El Ministerio de Educación ha emitido una normativa para la celebración de la selectividad en los diferentes territorios. Está prevista para aquellos lugares en los que se haya entrado al menos en la fase dos. La CIUG ya está preparando el examen gallego bajo los parámetros de seguridad

Prepararse 

Evitar las aglomeraciones y desplazamientos masivos de personas. Posibles medidas para evitarlo podrían ser: ampliar el número de sedes del examen y permitir un aforo reducido, procurando la cercanía al domicilio para reducir al máximo los desplazamientos; tener en cuenta la disponibilidad de espacios de descanso y comida, utilizando si es posible también las zonas al aire libre; escalonar las entradas y salidas a los lugares de examen.

Personal suficiente. Hay que prever las necesidades de personal para vigilancia, control, limpieza y logística para distribución y custodia de los exámenes, así como las de adquisición de los materiales de protección.

Alternativas. Si para la fecha de selectividad el territorio afectado no está al menos en la fase dos de la desescalada, se preverán alternativas.

Aislados. Se recomienda valorar alternativas para el alumnado en aislamiento que por COVID19 o en cuarentena. El objetivo es no menoscabar sus opciones de elección de plaza universitaria.

En los centros

Normas básicas. Hay que adoptar las medidas necesarias para cumplir las medidas de higiene y/o prevención para el personal trabajador, así como para prevenir el riesgo de coincidencia masiva de personas en el ámbito laboral, según lo dispuesto en la normativa.

Sin síntomas. No podrán acceder al centro educativo aquellas personas con síntomas compatibles con el covid-19, aquellas a las que se les haya diagnosticado la enfermedad y que no hayan finalizado el período de aislamiento requerido o las que se encuentren en período de cuarentena  domiciliaria por haber tenido contacto estrecho con algún paciente o posible paciente.

Información. Se ofrecerá información acerca de las medidas de prevención a todas las personas que van a acudir al lugar del examen. Se colocarán alertas visuales en la entrada al centro y en el acceso a aulas y baños.

Gel en las clases. Disponer en los accesos al centro, aulas y baños de dispensadores con preparados de base alcohólica para facilitar la higiene de manos, al menos al entrar y salir del centro y las aulas, y siempre que sea preciso.

Jabón, agua, papel y gel en los baños. Los baños deben disponer de agua, jabón y papel para el secado de manos, así como geles hidroalcohólicos.

Mascarilla si no hay distancia de seguridad. Se recomienda el uso de mascarilla higiénica, a poder ser reutilizable, a todas las personas que accedan al centro de examen y siempre que no se pueda asegurar una distancia interpersonal de 2 metros, en todos los espacios del centro.

Sin guantes. El uso de guantes no es recomendable de forma general.

Mínima gente. Al centro de examen solo podrán acceder las personas de administración y servicios del centro, examinadores/as, alumnado y acompañantes de personas que puedan precisar asistencia.

Accesos ordenados. Las entradas y salidas deben ser ordenadas, en fila y con distancia interpersonal de 2 metros. Se recomienda escalonar los accesos y se puede regular la circulación de personas.

Por las escaleras. Se usarán preferentemente las escaleras. Cuando haya ascensor se limitará su uso al mínimo imprescindible y manteniendo la distancia interpersonal de seguridad, salvo en aquellos casos de personas que puedan precisar asistencia, en cuyo caso también se permitirá la utilización por su acompañante.

En el aula

Aforo limitado. Se limitará el aforo para garantizar el distanciamiento físico.

Protección a los vulnerables. En caso de alumnado que pertenezca a población vulnerable para covid-19 deberán seguir las indicaciones de su profesional sanitario de referencia respecto a las medidas de prevención más adecuadas.

Diversidad funcional. Se debe prestar especial atención al alumnado con diversidad funcional o necesidades específicas de apoyo educativo, ya que pueden necesitar ciertas adaptaciones.

No compartir material. Se recomienda no compartir material, por lo que el alumnado debe asegurarse de llevar todo lo necesario para la realización de las pruebas.

Mínimas salidas. Se restringirán las salidas y entradas del aula a las imprescindibles y por turnos.

Control en los baños. Se controlará el acceso a los baños garantizando la distancia interpersonal de 2 metros, 

Aislamiento. Si un estudiante inicia síntomas, se le llevará a un espacio separado, ya previsto, con ventilación suficiente y una papelera con bolsa, tapa y pedal. Se facilitará una mascarilla quirúrgica y pañuelos desechables y se avisará a la familia que debe contactar con su centro de salud o con el teléfono de referencia de la comunidad autónoma; en caso de percibir que la persona que inicia síntomas está en una situación de gravedad o tiene dificultad para respirar se avisará al 112. Lo mismo rige en caso de ser un trabajador.

Protección del profesorado vulnerable. Los trabajadores que sean grupo de riesgo deberán estar protegidos y los servicios de prevención de riesgos laborales deberán emitir un informe sobre las medidas de prevención, adaptación del puesto y protección necesarias

Guantes, tal vez. Puede valorarse la utilización de guantes de un solo uso en los momentos de contacto estrecho con el alumnado como la identificación, entrega y recogida de exámenes o resolución de dudas o incidencias.

Limpieza

Cuidado especial. Hay que vigilar especialmente las zonas de contacto más frecuentes como pomos de puertas, mesas, muebles, pasamanos, suelos, teléfonos, perchas, y otros elementos de similares características, utilizando desinfectantes como diluciones de lejía (1:50) recién preparada o cualquiera de los desinfectantes con actividad virucida que se encuentran en el mercado y que han sido autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad. Tras cada limpieza, los materiales empleados y los equipos de protección utilizados se desecharán de forma segura, procediéndose posteriormente al lavado de manos.

Limpieza tras cada prueba. Las aulas se limpiarán y desinfectarán después de cada prueba.

Todas las zonas. Las medidas de limpieza se extenderán también, en su caso, a zonas privadas y puestos de trabajo de los trabajadores.

Ventilación periódica. se deben realizar tareas de ventilación periódica en las instalaciones y, como mínimo, de forma diaria y por espacio de cinco minutos, y de las aulas después de cada prueba.

Baños. Deberá procederse a la limpieza y desinfección como mínimo, tres veces al día. Todos deben disponer de papeleras, a ser posible con tapa y pedal, que deberán ser limpiadas de forma frecuente, y al menos una vez al día.

Filtros de aire. Es recomendable reforzar la limpieza de los filtros de aire y aumentar el nivel de ventilación de los sistemas de climatización para renovar el aire de manera más habitual.

Residuos. La gestión de los residuos ordinarios se realizará del modo habitual, respetando los protocolos de separación de residuos.

Papeleras. Se deberá disponer de papeleras, a ser posible con tapa y pedal, en los que poder depositar pañuelos y cualquier otro material desechable. Dichas papeleras deberán ser limpiadas de forma frecuente.Todo material de higiene personal (mascarillas, guantes...) debe depositarse en la fracción resto (agrupación de residuos de origen doméstico que se obtiene una vez efectuadas las recogidas separadas).

La CIUG reordena el horario de selectividad para reducir al 40% la presencia de alumnos al mediodía

Sara Carreira
En la imagen de archivo, alumnos de selectividad en la pasada convocatoria de junio. La CIUG intentará reducir al máximo las posibilidades de aglomeración este año
En la imagen de archivo, alumnos de selectividad en la pasada convocatoria de junio. La CIUG intentará reducir al máximo las posibilidades de aglomeración este año

De los casi 10.000 estudiantes previstos, solo unos 4.000 necesitarán quedarse a comer en las sedes de la ABAU

El mayor miedo de la CIUG en cuanto a la seguridad de la próxima selectividad es que haya aglomeraciones en las entradas y salidas de los exámenes y en los tiempos muertos entre las pruebas, especialmente al mediodía. Por eso, la Comisión Interuniversitaria de Galicia —que diseña, organiza y corrige la prueba de acceso a la universidad, la ABAU— ha decidido reordenar el horario de las pruebas y repartir las materias a las que acuden más estudiantes en dos mañanas, cuando hasta ahora se hacían en la primera jornada.

Así, y suponiendo que a cada materia vaya un número similar de alumnos al del año pasado, al mediodía no quedarán en los centros de examen más que el 40% de los posibles estudiantes.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Seguridad en la selectividad: geles en todas las aulas