Los aeropuertos gallegos desbordan ya las previsiones de Aena para el 2021

Alvedro supera su capacidad de viajeros mientras Lavacolla y Peinador aún tienen margen


vigo / la voz

Los aeropuertos gallegos están teniendo un uso y un volumen de tráfico mayor que el que el Gobierno les atribuyó en el 2017, cuando aprobó el Consejo de Ministros el plan quinquenal para ordenar las inversiones públicas en la red aeroportuaria española. Las tres terminales han superado ya en el 2019 los índices de tráfico que presentó el entonces ministro de Fomento Íñigo de la Serna en el denominado Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA).

La misma situación de superación de las previsiones se registra además en el computo global de la red de Aena, con un desvío de nada menos que 25 millones de pasajeros más a finales del año pasado que los proyectados para el 2021. De hecho, de los 48 aeropuertos y helipuertos, solo 12 se quedan por debajo del horizonte trazado entonces a cinco años.

El caso de Alvedro es el más palmario de Galicia, ya que el balance del ejercicio concluido supera en un 20,6 % los cálculos trazados por el Gobierno que presidía Mariano Rajoy para el comienzo de la próxima década. Por la pista coruñesa han pasado el año pasado 231.101 personas más que las que Aena visualizaba en Alvedro para el 2021.

Tras crecer a base de consolidar sus rutas nacionales (subió en todas el año pasado) y mantener estable la ocupación del vuelo a Londres, su único destino internacional, Alvedro se encuentra también por encima del aforo máximo que la propia Aena establece para la terminal tal y como está en la actualidad. Como señala Aena en la propia web de Alvedro, el tope de su capacidad anual se sitúa en 1,3 millones de pasajeros, marca que ha sido ya rebasada en 52.583 viajeros, mientras el Ayuntamiento persigue nuevas rutas para la temporada de verano próxima.

La terminal herculina no es la que mayor desvío sufre en el norte de España entre el tráfico consignado en el 2019 y el previsto en el 2021, es mayor el desfase en Vitoria (367 %), Santander (39), León (58) o Pamplona (38,9). Pero Alvedro y Bilbao son, en el cuadrante norte, las únicas ciudades en las que sus aeropuertos mueven más gente de la que se estimó podría pasar por sus terminales. La infraestructura coruñesa está al 104 % de su capacidad y la vasca al 105, al llegar allí a 5,9 millones de viajeros y estar preparada para acoger solo a 5,6 millones. En el resto de España la situación solo es más acuciante en Sevilla, al situarse al 116 % de su capacidad, con un millón de usuarios por encima del aforo máximo previsto.

Barajas aún tiene margen para crecer 8,2 millones de pasajeros más antes de llegar a su capacidad tope, así como El Prat puede aumentar en 2,3 millones sin problema, o Palma, el tercer aeropuerto de España, en 4,2 millones más.

Lavacolla y Peinador

Lavacolla ha rebasado ya en 323.345 viajeros el escenario que Aena había trazado para el año 2021. Aun así, y a falta de un año para el bum que se prevé se registre en el año santo 2021, la terminal compostelana tiene un margen de absorción de 1,59 millones de pasajeros a mayores, tras seis años continuados de ascenso y un aumento en ese tiempo de un millón de viajeros.

Peinador, pese a su fuerte caída, la mayor de España, lleva desde el mismo 2017 por encima de lo que ese año se había trazado para el final del quinquenio. Tras el 2019 está todavía con 10.661 usuarios por encima de lo previsto para dentro de dos años. Las obras que a principios de la de década pasada dejaron una terminal que pasó de 8.700 metros cuadrados a 26.000 pueden gestionar el paso de dos millones de personas al año, por lo que prácticamente tiene margen de un millón para crecer aún sin dificultades.

A Coruña aguarda a que el nuevo Gobierno apruebe la revisión de su plan director

La ampliación del aeropuerto de A Coruña no está prevista en el plan director vigente hasta el año 2028, pero la evidente superación de los escenarios trazados en el documento aprobado en el 2001 y la necesidad imperiosa de resolver las necesidades acumuladas en la infraestructura pusieron en marcha en junio del 2018 la revisión del documento marco de la terminal herculina. Meses más tarde Aena recibió diversas alegaciones de instituciones y particulares, que no se han resuelto hasta ahora por la interinidad que atravesó el Gobierno.

Ayuntamiento y Cámara de Comercio ansían un plan director que otorgue a Alvedro un salto considerable para los próximos doce años, mientras el Concello de Culleredo trata de frenar una ampliación que considera se haría a su costa.

Las cuentas del documento en vigor, totalmente desfasado, marcan una escalada en los niveles de trafico de 1,2 millones de pasajeros para el 2021 (marca ya superada), 1,37 millones en el 2028 y 1,6 en el año 2035, lo que se antoja como incrementos cortos para una terminal que superó los 1,3 millones de usuarios con un crecimiento anual en el último ejercicio del 10,3 %.

La ampliación del edificio de gestión de pasajeros es una de las demandas pendientes más acuciantes para una lista de obras que de entrada sitúa su coste en unos 132 millones de euros. Las realizaciones básicas ya fueron efectuadas en Santiago y en Vigo, aeropuertos centrados ahora en la mejora de su equipamiento.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Comentarios

Los aeropuertos gallegos desbordan ya las previsiones de Aena para el 2021