Feijoo, sobre la demanda de Meirás a los Franco: «Non hai discusión sobre si é un pazo ou é outro»

El presidente de la Xunta se pone a disposición del Concello de Santiago para seguir reclamando las estatuas del maestro Mateo a los herederos del dictador


Santiago / La Voz

El revés judicial que ha tenido el Concello de Santiago con la reclamación de dos de las estatuas atribuidas al maestro Mateo que obran en poder de los herederos de Franco es algo que no infunde temor alguno al Gobierno gallego sobre la reivindicación planteada en torno al pazo de Meirás, utilizado como residencia de verano por el dictador. El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, considera que la en el caso de Meirás hay elementos «xurídicos e obxectivables» para reclamar su carácter público, pues, a diferencia de lo que ocurre con las estatuas, «non hai discusión sobre si é un pazo ou é outro».

Tras presidir este jueves la reunión semanal del Gobierno, el mandatario autonómico dijo que la Xunta está «a disposición» del Concello de Santiago para todo «no que podamos ser útiles» en relación a los posibles pasos jurídicos a dar con la demanda de las estatuas que, recordó Feijoo, «seguen tendo protección» al ser reconocidas como bien de interés cultural.

En cuanto al pazo de Meirás, el jefe del Ejecutivo dijo que la reivindicación de su carácter público está avalada por el conjunto del Parlamento gallego y la Xunta, así como por el Ministerio de Justicia que decidió interponer una demanda al respecto. Del mismo modo, Feijoo arguyó que está acreditado que, durante los cuarenta años de dictadura, el pazo de Meirás y su mantenimiento fue sufragado con cargo a los impuestos de los ciudadanos, del mismo modo que se logró acreditar que el método de adquisición «ten moitas eivas» para dar por hecho ahora su titularidad privada.

Raxoi cree que hay base legal para recurrir la sentencia de las estatuas del maestro Mateo

S. Luaña / R. Martínez
Comparativa entre el estado de las estatuas tras su estancia en el Pazo de Ximonde y en el de Meirás, donde perdieron algunos de sus elementos
Comparativa entre el estado de las estatuas tras su estancia en el Pazo de Ximonde y en el de Meirás, donde perdieron algunos de sus elementos

El alcalde dice que lo importante no es la titularidad, sino que pasen a formar parte del patrimonio público

El Concello de Santiago decidirá la semana que viene si recurre la sentencia de la Audiencia de Madrid que le da la razón a los Franco en el caso de las estatuas del pórtico de la Gloria y dice que la parte demandante no pudo demostrar que las que están en poder de la familia del dictador sean las mismas que adquirió el Concello de Santiago. Lo hará una vez que la asesoría jurídica de la Administración local y los abogados que llevaron la causa de las estatuas del maestro Mateo se reúnan y tomen una decisión al respecto. Aunque el litigio con los Franco no iba en el orden del día del Consello de Goberno Local celebrado hoy, sí se habló de la cuestión, y el alcalde, Sánchez Bugallo, adelantó al finalizar la reunión que el gobierno local piensa que «vai haber base legal» para recurrir la sentencia ante el Tribunal Supremo. El regidor advierte de que hay un cambio de argumentación entre este fallo y el anterior del juzgado 41 de Madrid, y es que este último reconoce que las esculturas fueron compradas por el Concello. «O que se discute e se as da familia Franco son as que adquiriu o Concello», subraya Bugallo, quien también puntualiza que, igualmente, se reconoce en el fallo judicial que los Franco no tienen documento alguno que pruebe que se las compraron a un anticuario.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Feijoo, sobre la demanda de Meirás a los Franco: «Non hai discusión sobre si é un pazo ou é outro»