Los Alvia S-730: diez años muy exigidos

Los trenes que permiten aprovechar los tramos abiertos de alta velocidad acumulan incidencias y retrasos estos días. Solo hay 13 unidades y funcionan sin descanso

Un Alvia en la estación de Lugo
Un Alvia en la estación de Lugo

redacción / agencia

En diciembre del 2009, el entonces ministro de Fomento, el gallego José Blanco, encomendó a Talgo que tuneara trenes de la serie 130 para convertirlos por 74 millones de euros en híbridos, es decir, convoyes todoterreno que pudieran circular por líneas de alta velocidad de ancho internacional y convencionales de ancho ibérico, así como por trayectos electrificados y sin electrificar. La idea del ministro y de sus asesores era que comunidades como Galicia se beneficiaran de los recortes de tiempo que propiciaban los tramos de alta velocidad abiertos, tanto en Galicia, como en la Meseta. Se pusieron en servicio en junio del 2012 -un año después de que entraran en pruebas- y fue otra ministra gallega, Ana Pastor, la encargada de presentar este tren reciclado en Galicia.

Gracias por leer La Voz de Galicia

NO TE QUEDES SOLO
CON LOS TITULARES
WEB+APP SIN LÍMITES
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
4,95 € /mes
Prueba 30 días gratis
Sin compromiso de permanencia
VERSIÓN PDF
Accede a todas las noticias de la web y la app, lee en PDF el periódico diario y las revistas YES, Mujer Hoy y XL Semanal, y consulta la hemeroteca
9,95 € /mes
Suscríbete
Sin compromiso de permanencia

Los Alvia S-730: diez años muy exigidos