El Congreso ya es un casino provinciano

La crisis bipartidista hace que proliferen los partidos nacionalistas, independentistas y localistas a la espera de vender caro su voto

El diputado del Partido Regionalista Cántabro (PRC) en el Congreso de los Diputados, José María Mazón, interviene en la segunda sesión del debate de investidura del candidato socialista a la Presidencia del Gobierno
El diputado del Partido Regionalista Cántabro (PRC) en el Congreso de los Diputados, José María Mazón, interviene en la segunda sesión del debate de investidura del candidato socialista a la Presidencia del Gobierno

Madrid / La Voz

Si, como parece probable, la plataforma Teruel Existe consigue sentar a uno de sus representantes en el Congreso de los Diputados, para lo que le bastaría obtener 12.000 votos el 10N, se consolidaría una inquietante tendencia hacia una regionalización del Parlamento que puede acabar, de seguir así, llegando incluso al provincianismo. Un escenario que transforma el esquema tradicional del Congreso como un arco partidos nacionales que van desde la extrema izquierda a la extrema derecha, pasando por el centro, en una especie de casino en el que cada uno aprovecha para llevar a Madrid sus reclamaciones territoriales, sin importarles nada un proyecto común de España. En el próximo Congreso, podemos encontrarnos, además de con ese novedoso diputado turolense, con otro del Partido Regionalista de Cantabria (PRC); otro del Bloque Nacionalista Galego (BNG); uno de la Chunta Aragonesista (CHA); uno o varios de los valencianos de Compromís; un nutrido grupo de representantes de los catalanes de En Comú Podem; dos o tres diputados de la también catalana Candidatura de Unidad Popular (CUP); uno o dos de Unión del Pueblo Navarro (UPN); seis o siete del Partido Nacionalista Vasco (PNV); otros tantos de los independentistas catalanes de Junts per Catalunya (JxC); un importante grupo de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC); tres o cuatro parlamentarios de los radicales vascos de EH-Bildu; dos de Galicia en Común y otros dos de Coalición Canaria (CC). Hasta catorce partidos no estatales. Incluso Adelante Andalucía, la confluencia de Podemos, pretende constituirse como un grupo propio que ponga la defensa de los intereses en Andalucía por encima de los de la clase trabajadora a la que aspira a representar.

Asumir la función del Senado

El Congreso se ha convertido así en una especie de cámara territorial, asumiendo una función que la Constitución otorga al Senado, pero que, paradójicamente, la Cámara alta nunca ha asumido porque la ley electoral hace que, al contrario que en el Congreso, en el Senado sea mucho más fácil que un partido logre la mayoría absoluta, convirtiendo así en irrelevante la representación no solo de nacionalistas, regionalistas y localistas, sino de cualquier forma de oposición.

«Quien quiera gobernar debe pagar a precio de oro esos votos localistas»

La crisis del bipartidismo y la constatación de la enorme dificultad para formar mayorías en el Congreso entre partidos de ámbito nacional no hace sino agravar esa tendencia al localismo parlamentario, porque cada una de esas pequeñas fuerzas puede resultar decisiva para que se pueda formar Gobierno. El ejemplo del cántabro Revilla arrancando a Sánchez compromisos del AVE con un solo diputado ha reforzado esa tendencia a la que todos se apuntan. Y más cuando nadie quiere pactar ya con el independentismo catalán. El resultado es que el Parlamento nacional se convierte en una almoneda en la que quien quiera gobernar debe pagar a precio de oro esos votos localistas, con el consiguiente agravio para las comunidades que no logren meter a alguno de los suyos en la sopa de letras. Algo que constituye una degeneración de lo que debe ser un Parlamento que garantice la igualdad entre todos los españoles.

Cataluña y Franco pueden no jugar a favor del PSOE

Las dos bazas principales con las que contaba Pedro Sánchez para dar la vuelta a unos sondeos que reflejan por ahora un estancamiento del voto al PSOE, cuando no una caída respecto a los resultados del 28 de abril, eran por una parte la sacudida a la campaña electoral que supondría la sentencia del juicio del procés y por otra el enorme impacto simbólico que se esperaba con la exhumación de los restos de Franco. La situación de violencia en Cataluña ha desbordado sin embargo toda las previsiones y puede volverse en contra de Sánchez. Y, en esa situación de alarma nacional, el traslado del cadáver de Franco puede perder buena parte de la repercusión mediática esperada en España y fuera de ella.

El juez Marchena pasa de héroe a Villano en pocos días

Como era previsible, los elogios superlativos dedicados al juez Manuel Marchena han durado lo que ha tardado el tribunal en emitir su sentencia sobre el caso del próces. Es significativo revisar las crónicas, artículos de opinión o análisis periodísticos escritos durante el desarrollo del juicio por determinados medios, además de las valoraciones de casi todos los partidos en torno al presidente del tribunal, y compararlos con lo que unos y otros dicen ahora. Lo que eran elogios a la imparcialidad, autoridad y excelente estilo del magistrado se vuelven ahora para muchos cobardía, servilismo y estilo pedestre de redactar una sentencia. Pero quizá las críticas generalizadas sean el mejor aval de Marchena.

Llega la campaña y vuelve el debate sobre el AVE a Galicia

Resulta deprimente comprobarlo una vez más, pero ha bastado que se acerque la campaña electoral para el debate sobre el AVE a Galicia que parecía languidecer en una mezcla de resignación e incredulidad, vuelva al primer plano del debate. El ministro de Fomento en funciones, José Luís Ábalos, que había dedicado a este asunto un tiempo perfectamente descriptible, despierta ahora prometiendo que la alta velocidad llegará a Galicia en el 2021. Al final, nadie se resiste a poner fechas, siempre posteriores a las elecciones. Y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, no desaprovecha es bola para acusar al Gobierno de Sánchez de sestear sobre el AVE gallego. Y así llevamos ya desde el año 1986.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

El Congreso ya es un casino provinciano