Matemáticas: más vale calidad que cantidad

Las horas de clase solo influyen en países de bajo rendimiento o con poca inversión en educación

Matemáticas manipulativas en la clase de Jennifer Otero, en el CEIP Rodríguez Sinde de A Guarda
Matemáticas manipulativas en la clase de Jennifer Otero, en el CEIP Rodríguez Sinde de A Guarda

redacción / la voz

Galicia no está bien en Matemáticas. Los alumnos de cuarto de ESO ofrecen una imagen bastante mediocre en el examen PISA. En las cuatro ediciones de la prueba en las que ha participado la comunidad de forma diferenciada, entre el 2006 y el 2015, las cosas no han mejorado (494-489-489-494 puntos), y eso a pesar de que en medio se aumentaron las horas de la materia, que son cinco semanales en cuatro de los seis años de primaria. Galicia es la quinta comunidad española con más horas en esta etapa pero la octava en resultados dentro del ránking español, que con respecto a la OCDE tampoco son buenos. La nota gallega es sorprendente, porque en Ciencias es la tercera comunidad mejor situada y en Lectura, la cuarta.

Lo mismo le pasa al conjunto de España: por horas de Matemáticas está en el grupo de cabeza de Europa, con más del doble que Polonia en la enseñanza obligatoria (que en Polonia es un año menos) pero mal situada en rendimiento, con 486 puntos (y Polonia, 504).

«En primaria no depende solo de las horas de clase, que está bien, sino de la calidad de esas clases»

Galicia y España hacen buena la máxima del mundo del lujo: mejor calidad que cantidad. Como explica el presidente de Agapema (asociación gallega de profesores de matemáticas) Enrique de la Torre, «en primaria no depende solo de las horas de clase, que está bien, sino de la calidad de esas clases». Pero los gobiernos consideran la cantidad un valor de más importancia de la que marcan los estudios (aunque sin duda la tiene). En general, todos los países de la OCDE ampliaron las horas de la asignatura entre los años 2003 y 2012, y los alumnos de 15 años del 2012 pasaron 13 minutos más en Matemáticas que sus predecesores del año 2003; y eso de media, porque en España, por ejemplo, se amplió el horario en 30 minutos. Cuando se realizó el informe del 2012, un estudiante medio de Occidente estaba a los 15 años 3 horas y 38 minutos a la semana en clase de Matemáticas (3 minutos más que en Lengua y 18 más que en Ciencias).

Más horas de clase solo es positivo en los países de rendimiento medio-bajo 

Los datos de PISA [ver gráfico] indican que un mayor tiempo de instrucción solo favorece la nota en los países cuyo rendimiento está por debajo de la media. Lo que sí funciona, aunque solo se ha visto en quince Estados, es que los centros que dedican más horas a las Matemáticas tienen mejores notas medias que otros al margen de la situación socioeconómica del alumnado.

¿Qué se debe priorizar en Matemáticas? Sin duda, el tipo de enseñanza: profesores bien formados, bien valorados por el sistema y que crean que sus alumnos pueden ser buenos en la asignatura. Ni siquiera importa demasiado el dinero en bruto que se destina a la educación, aunque siempre que se supere el 5 % del PIB, algo que por ejemplo España está todavía lejos de conseguir, ya que solo invierte un 4,2 %.

Horas de Matemáticas en la educación obligatoria:

Francia 1.584

Luxemburgo 1.508

Dinamarca 1.500

Eslovenia 1.408

España 1.400

Portugal 1.365

Alemania 1.280

Rumanía 1.270

Irlanda 1.205

Noruega 1.201

Islandia 1.133

Suecia 1.125

Eslovaquia 978

Hungría 950

Estonia 945

Grecia 938

Austria 930

Finlandia 913

Croacia 840

Italia 646

Polonia 616

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Matemáticas: más vale calidad que cantidad