La Xunta anuncia un paquete de empleo público social con 600 plazas

Servirán para reforzar centros de mayores, de menores, de atención a la mujeres y a la discapacidad. La previsión es que los primeros exámenes sean en el año 2020

Oposiciones de la Xunta en el recinto ferial de Silleda
Oposiciones de la Xunta en el recinto ferial de Silleda

Santiago / La Voz

Casi 600 plazas distribuidas en diez convocatorias diferentes, de las que ocho corresponden a puestos del ámbito social para reforzar los centros de mayores,de menores, centros de día, de atención a las mujeres y a la discapacidad. Son las grandes cifras del paquete de empleo público social que acaba de anunciar la Consellería de Facenda, un paquete unitario que surge del acuerdo entre la Administración y las fuerzas sindicales UGT y CC.OO. «que consideramos, no eido da función pública, o máis importante na historia da autonomía», destacaba el director xeral José María Barreiro. Entre los compromisos estaba llegar a una tasa del 93 % de personal fijo, «un obxectivo ambicioso pero que estamos en disposición de cumprir», aunque para ello hay que acelerar las oposiciones.

Este paquete que se acaba de anunciar integra profesiones del ámbito social y en algunos casos se trata de procesos selectivos que llevaban mucho tiempo sin convocarse. Ese paquete de oposiciones servirá no solo para reducir la tasa de interinidad, dando oportunidad de obtener un puesto fijo a las personas que están trabajando en la Administración de manera temporal, sino que también servirá para la cobertura de plazas que quedan vacantes por jubilaciones y de aquellas de nueva creacion en los servicios públicos da la Xunta. 

La convocatoria de empleo social se compone de 591 plazas de empleo libre: 89 para asistente social, 86 de educadores, 63 para titulados en psicología, 50 de terapeuta ocupacional, 69 de enfermería, 40 de médicos, 30 de auxiliar de laboratorio y diez de fisioterapia. Estas vacantes son adicionales a las plazas sanitarias para hospitales y centros de salud convocadas por el Sergas. A estas ocho convocatorias hay que sumar otras dos de servicios de veterinaria y ambientales, repartidas en 122 vacantes de veterinaria y 32 para personas tituladas en biología y ciencias del mar. La ley obliga a reservar un porcentaje de las plazas para promoción interna, pero aquellas vacantes que no se cubran por esta vía pasarán al cupo de acceso libre. 

El siguiente paso es trasladar esta oferta a las organizaciones sindicales y, tras la negociación, que se prevé que esté cerrada en octubre, la Xunta procederá a publicar en el Diario Oficial de Galicia cada una de las diez convocatorias, se abrirán los plazos de inscripción y se conocerán los temarios y los tipos de pruebas que se realizarán en cada oposición. Los exámenes se realizarán en un plazo mínimo de seis meses desde la publicación de las bases, así que las primeras pruebas se realizarán, según los plazos que se marca la Xunta, en el año 2020. La previsión es sean procesos con una elevada participación, por lo que las pruebas se llevarán a cabo en el recinto ferial de Silleda, «que é o que nos dá centralidade e seguridade para desenvolver as oposicións».  

Además, José María Barreiro aprovechó para adelantar que Facenda trabaja en una «nova convocatoria de emprego administrativo moi importante» que se hará pública antes de terminar el año. Preguntado por si el empleo público gallego se ve afectado por esos 700 millones que la Xunta reclama a Hacienda, el director xeral subrayó que «non vai haber ningún recorte» aunque «evidentemente esta falta de pago dificulta as cousas, pero estamos traballando para cumprir todos os compromisos adquiridos» con los empleados públicos y con la población «para prestar os mellores servizos públicos».

 

Los opositores llenan las academias para preparar unos exámenes sin fecha

B. Casal / J. C.
Muchos opositores no se inscriben en las academias hasta que se convocan los exámenes
Muchos opositores no se inscriben en las academias hasta que se convocan los exámenes

Muchos preparan la plaza mientras hacen una sustitución o trabajan en la privada

Después de las últimas oposiciones de empleo público, las academias se vuelven a llenar para preparar las convocatorias que están por venir. Aquellos interesados en conseguir una plaza en el Sergas o en la Administración gallega comienzan a pasarse por las academias para pedir información y matricularse. A partir de septiembre, en los grupos de estudio se juntarán aquellos que no consiguieron plaza en la anterior convocatoria con los que opositan por primera vez, bien porque están recién titulados, bien porque quieren cambiar la empresa privada por la función pública.

El gran problema a la hora de planificar la formación es que en los exámenes del Sergas y la Xunta nunca se tiene la certeza de cuándo se van a convocar. En estos casos, según indican desde el grupo de academias Nós Oposicións, «a finais de ano dise que hai unha oferta, logo se concreta e se publica, pero as convocatorias fluctúan moitísimo. Ás veces na mesma convocatoria xúntanse ofertas de distintos anos». Es decir, que aunque los opositores saben que existe una oferta de plazas -en algunos casos bastante amplia-, no saben con seguridad cuándo se van a examinar.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

La Xunta anuncia un paquete de empleo público social con 600 plazas