Gonzalo Caballero: «A primeira decisión dun Consello de Ministros vai ser actualizar as entregas a conta»

El líder del PSdeG se reunió con los presidentes socialistas de las diputaciones de A Coruña, Pontevedra y Lugo, a las que puso como modelo de gestión futura para Galicia


Santiago / La Voz

Gonzalo Caballero se reunió en Santiago con los presidentes de las diputaciones de A Coruña, Pontevedra y Lugo para abrir el curso político y poner como ejemplo la gestión que en estos organismos llevan a cabo Valentín González Formoso, Carmela Silva y José Tomé como modelo para un futuro gobierno de la Xunta liderado por los socialistas. En clave electoral, Caballero aseguró en la plaza del Obradoiro que «con criterios obxectivos, as deputacións socialistas reparten os fondos que lles corresponden aos concellos sin utilizar os mecanismos de discrecionalidade perversa e de amiguismo co que o Partido Popular gobernou esas deputacións durante moito tempo». Se trata, a su entender, «da necesidade de abrir as fiestras da Xunta de Galicia e de acadar unha nova forma de gobernar Galicia co exemplo dos nosos presidentes e da presidenta da Deputación de Pontevedra».

Gonzalo Caballero puso un énfasis especial en las políticas de igualdad que practica, sobre todo, Carmela Silva, y las contrapuso con el caso de Ourense, donde la  Diputación sigue en manos del PP y el Concello lo gobiernan en coalición los populares y Democracia Ourensana. Caballero no solo denunció un fuerte retroceso en las políticas progresistas de la Diputación de Ourense sino también algunas decisiones que se están tomando en la ciudad de As Burgas: «Feijoo suspendeu nas súas polítcas do territorio, porque o PP non goberna ningunha das sete cidades galegas e o único exempo que pode poñer o PP é o caso da cidade de Ourense, porque Jácome é o alcalde que pode amosar Feijoo como exemplo das súas políitcas municipais, ¡e vaia esperpento entre Feijoo e Jácome!». Cree, por ello, que el presidente de la Xunta fracasó en sus políticas urbanas, pero también en su gestión en el rural gallego. 

Tras la reunión de trabajo, Caballero no solo habló de los retos que se le presentan a Galicia en el nuevo curso político que ahora se abre. Ante el bloqueo de las cantidades millonarias que el Estado adeuda a las comunidades autónomas y las críticas que por ese concepto les están llegando a los socialistas del Gobierno popular en Galicia, el secretario xeral del PSdeG insistió en el mensaje de tranquilidad que durante todo el verano quiso transmitir y dijo que «todos os galegos sabemos que mentras en España haxa un Goberno socialista, o financiamento das autonomías está garantido, que nós somos os que garantimos que os fondos que teñen que chegar ás comunidades van chegar, pero que o facemos con respecto ás normas legais e ao imperio da lei. Que sabemos que hai un Goberno que está en funcións e que non hai orzamentos, pero o que nos ten que responder Feijoo é por que votaron en contra duns orzamentos xerais que adicaban 7.000 millóns de euros máis ao financiamento autonómico». 

La semana que entra será clave para las negociaciones encaminadas a que se forme un Gobierno en España, un objetivo que Caballero no duda de que se hará realidad con el PSOE en Moncloa: «Os galegos estamos tranquilos porque mentras en España goberne Pedro Sánchez, e vai gobernar esperemos desde setembro, nós imos apostar polas comunidades autoónomas». No ocurriría lo mismo con un pacto de la derecha para hacerse con el poder. De hecho, aseguró que «se en España hoxe gobernase Casado con Vox, estarían recortando o estado das autonomías, eliminando financiamento autonómico e quitando competencias estatutarias a Galicia. Ese é o cinismo e a hipocresía do Partido Popular». Y garantizó que «se hai goberno de aquí a final de setembro, a primeira decisión do Consello de Ministros vai ser actualizar as entregas a conta e, en calquera escenario, traballaremos para, no tempo máis curto, dotar ás autonomías do que lles corresponde».

Valeriano Martínez: «Estamos tirando ya de pólizas de crédito debido al impago de fondos»

domingos sampedro

El responsable de Facenda dice que el Gobierno de Sánchez tiene aún «salidas» para resolver la crisis con las comunidades

No se cansa el conselleiro de Facenda, Valeriano Martínez (Cangas, 1961) de hacer la cuenta: 330 millones de euros por entregas a cuenta, 200 más de IVA y 170 de incentivos por cumplir con la regla de gasto. En total, son 700 millones los que la Xunta reclama al Estado, y que el Ministerio de Hacienda propone liquidar antes del 15 de diciembre. «Ese día es San Valeriano, espero que no tenga nada que ver», dice el conselleiro con sorna.

-¿Confía en que haya una solución antes del 15 de diciembre?

-No es una cuestión de confianza, sino de cifras. Nosotros reclamamos 700 millones por tres componentes y creo que se está jugando con los conceptos y se puede ir a soluciones parciales. Lo lógico es que toda la información sea puesta en común donde hay que hacerlo, en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, para abordar la solución en común.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Gonzalo Caballero: «A primeira decisión dun Consello de Ministros vai ser actualizar as entregas a conta»