Podólogo y óptico a domicilio para atender a los mayores en el rural

Veinte concellos estrenan el servicio de apoyo RedMay, que acerca las ayudas en unidades móviles

Fabiola García, conselleira de Política Social, visita una de las unidades móviles del proyecto REDMAY
Fabiola García, conselleira de Política Social, visita una de las unidades móviles del proyecto REDMAY

Redacción / La Voz

Apoyados por la Unión Europea, la Xunta, la Universidad de Vigo y la Cámara Municipal de Braga han puesto en marcha RedMay, una iniciativa que lleva a domicilio servicios gratuitos de oftalmología, podología, atención al alzhéimer y apoyo a las personas mayores que viven en parroquias rurales. Y ya se ha estrenado en Galicia. Lo hizo el pasado 3 de junio, con unidades móviles en las que van un podólogo, un óptico optometrista, un técnico titulado en atención a personas con alzhéimer y un graduado en trabajo social.

Veinte municipios gallegos se benefician de un servicio que, tal y como explicó la conselleira de Política Social, Fabiola García, en su visita a una de estas unidades en el municipio coruñés de Tordoia, quiere cumplir con los deseos de los mayores, a quienes en la medida de lo posible les gusta continuar residiendo en su entorno.

Los concellos elegidos para participar en la experiencia son cinco por provincia: Boimorto, San Sadurniño, Paderne, Touro y Tordoia en A Coruña; Dozón, Forcarei, Fornelos de Montes, Campo Lameiro y As Neves en Pontevedra; Leiro, Esgos, Bande, A Mezquita y O Barco de Valdeorras en Ourense; y As Nogais, Cervantes, Portomarín, Abadín y O Valadouro en Lugo.

Los municipios se seleccionaron teniendo en cuenta varios criterios: el territorio rural que tengan, el bajo nivel de servicios sociales y asistenciales de proximidad, el porcentaje de personas mayores de 55 años que residan y las solicitudes, bien del propio concello, bien de otros organismos.

Las unidades móviles de RedMay van rotando por los diferentes ayuntamientos en estancias de cinco días. Es decir, permanecen cinco días consecutivos prestando servicio a los mayores de 55 años de un concello, y después se desplazan a otro. El presupuesto del proyecto supera el millón de euros, en concreto 1,1, de los que el 75 % proceden de fondos europeos. La Xunta aporta la mayoría, 590.000.

Quedarse en casa

Gran parte de las personas mayores quieren permanecer en sus domicilios y en su entorno cuando empiezan a tener problemas de dependencia. De ahí que uno de los objetivos de la Consellería de Política Social sea acercar los servicios al lugar de residencia del dependiente, mientras esto sea posible.

En esta filosofía se enmarcan RedMay y otras medidas que están funcionando desde hace años como el servicio de ayuda en el hogar, que lleva atención profesional a 24.000 domicilios gallegos; Xantar na casa, un programa para entregar la comida y la cena ya preparada durante los siete días de la semana y que funciona en 170 municipios con 40.000 menús al mes; o la creación de la red de casas del mayor, una treintena de pequeños centros de día gratuitos que se han habilitado en el entorno rural.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Podólogo y óptico a domicilio para atender a los mayores en el rural