Cae una peligrosa organización de ladrones albanokosovares que actuaba en Galicia

La operación arrancó en A Coruña. Llegaron a llevarse los cajeros de dos hospitales vascos


La Guardia Civil ha logrado desmantelar una peligrosa organización criminal de origen albanokosovar que cometía robos en viviendas, cajeros y naves en distintas provincias españolas.

La operación tuvo su origen en A Coruña, tras detectar los agentes de la comandancia coruñesa un incremento en los robos en viviendas y naves industriales. Arrancaba así la denominada 'Operación Brutrov'.

Al comprobar que los ladrones se habían trasladado a Galicia para perpetrar los delitos, los agentes se pusieron en contacto con sus homólogos en Madrid, que tenían en su radar a un grupo de delincuentes que abandonaba la comunidad madrileña para sus actividades delictivas. Al operativo se sumó después la Ertzaintza, tras comprobar que los ladrones también llevaban a cabo robos con fuerza en cajeros automáticos como los que se investigaban en el País Vasco. 

Fruto de esa colaboración se ha detenido a cinco hombres de edades comprendidas entre los 24 y los 41 años. Pese a que cuentan con un amplio palmarés delictivo e incluso tienen orden de expulsión de España, los arrestados tenían fijada su residencia en distintos barrios madrileños donde, según fuentes de la Benemérita, llevaban una vida «perfectamente normal» para no levantar sospechas.

Desde la capital se trasladaban a otros puntos de España donde alquilaban viviendas o incluso habitaciones en las que vivían compatriotas suyos, para estudiar el escenario donde cometerían los robos. La especialidad del grupo era el asalto a naves industriales por el método del butrón pero también se les imputan robos en viviendas unifamiliares. En lo que toca a Galicia, esos robos se realizaron en municipios coruñeses de alto poder adquisitivo.

También realizaban asaltos a cajeros automáticos, una modalidad en la que destaca que en febrero lograron llevarse dos cajeros en sendos hospitales de la provincia de Guipúzcoa. También trataron de robar un tercero en un centro comercial de Irún pero la intervención de patrullas de la Ertzaintza hizo que los ladrones se dieran a la fuga. Precisamente en uno de esos robos se detectó el uso de un vehículo todoterreno sustraido en Galicia que permitió conectar los hechos con los que ya se investigaban en las comandancias de A Coruña y Madrid.

Robos en cuatro provincias

Los agentes pudieron constatar que el grupo sustraía vehículos, principalmente en poblaciones madrileñas, les falsificaba las placas de matrícula y los utilizaba para trasladarse a otras comunidades a cometer sus robos. Se han registrado actuaciones delictivas por parte de esta organización criminal en A Coruña, Madrid, Guipúzcoa y Ciudad Real.

En los registros que la Guardia Civil realizó en los barrios madrileños de Usera, Villaverde y Carabanchel los agentes intervinieron una elevada cantidad de dinero en efectivo, herramientas para cometer los robos, joyas, relojes, ropa de primeras marcas y documentación sobre los lugares donde realizaron sus golpes.

Los cinco detenidos portaban en el momento de su arresto documentos con identidades falsas. Se les imputan delitos de organización criminal, robo con fuerza en domicilios habitados, robo con fuerza en las cosas, robo de vehículo, falsedad documental y también delitos contra la seguridad del tráfico. Se ha decretado su ingreso en prisión.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Cae una peligrosa organización de ladrones albanokosovares que actuaba en Galicia