Los derrotados de En Marea sopesan ausentarse del Consello de mañana

Sin el resultado de la auditoría, rechazan dar legitimidad a un órgano que cuestionan


santiago / la voz

Asistir mañana a la constitución del Consello das Mareas y tomar posesión de sus cargos es como dar legitimidad a un órgano que cuestionan, por eso el sector crítico de En Marea, que perdió las elecciones primarias, no tiene claro si acudirá al ordenamiento de la dirección, en cuya mesa les corresponden 14 asientos frente a los 21 de la lista de Villares. La decisión sería más fácil de tomar si tuviesen el resultado de la auditoría que contrataron para estudiar si las elecciones fueron limpias o no. Porque si ese informe no encuentra tachas en el proceso, tal y como dijo el cabeza de lista del sector crítico, David Bruzos, «achegaremos o que sexa preciso dentro do espazo». Pero si hay dudas sobre su limpieza, el sector crítico lo denunciará en los juzgados, lo que dilatará el proceso.

La auditoría la encargaron el día 24, poco después de saber los resultados de las primarias, y no se prevé que vayan a tener el resultado a lo largo del día de hoy, por lo que acudirían a la constitución del consello sin garantías. Por eso, aunque la decisión no estaba ayer tomada, el cabeza de lista de la candidatura Entre Todas, David Bruzos, reconoció que «o máis probable» era que no acudiesen, por lo que previsiblemente habría que buscar una nueva fecha para celebrarlo, aunque en el comunicado en el que se confirmaban los resultados de las primarias el comité electoral mantenía la fecha del 29 de diciembre para la constitución del Consello das Mareas.

Si se retrasa su constitución, sería ya un clásico en la dirección del partido, ya que hace dos años la formación del primer gobierno de En Marea se retrasó varios meses. Entonces por otros motivos, aunque relacionados también con los problemas de liderazgo de Villares, que ya en aquel momento era cuestionado por los alcaldes de las mareas y por las cúpulas de los partidos. El juez en excedencia encabezaba la lista que los aglutinaba, pero, a la hora de constituirse la coordinadora, una buena parte de sus miembros -los que hoy están en el sector crítico- se negaron a nombrarlo portavoz argumentando que el partido, al estar formado por corrientes distintas y diversas, debería tener una portavocía coral. Villares logró hacerse con el cargo apoyándose en las listas alternativas a la suya, encabezadas por personas que hoy siguen con él en Coidando a Casa, pero, por estas diferencias que ya hacían adivinar la división actual, la coordinadora tardó tres meses en constituirse.

Miembros destacados

El actual Consello das Mareas estará formado por 21 miembros de la lista de Luís Villares, que cuenta en los primeros puestos con cuatro diputados en el Parlamento de Galicia -el propio Villares, Pancho Casal, Paula Verao y Davide Rodríguez-, además de la actual viceportavoz, Ana Seijas, todas ellas personas fieles al portavoz en estos dos difíciles años. Por la lista de Bruzos entrarán otros dos diputados gallegos: Marcos Cal y Julia Torregrosa. También estará en dicho órgano la eurodiputada Lídia Senra, que figura en el número 18 de la lista ganadora.

El denunciante de Ourense reclama un nuevo proceso de votación

El proceso de votación de las primarias no se realizó con las garantías anunciadas, la coordinadora que tuteló el proceso fue parcial -en favor de Villares- y el resultado es ilegal. Así lo estima Manuel Nogueira, de Alternativa Veciñal do Carballiño, que ayer compareció en rueda de prensa en Ourense para dar a conocer la denuncia presentada en el Juzgado de Instrucción número 3 de la ciudad. Dijo no estar alineado con nadie, ni con el sector oficial ni con el crítico, y reclama que se repita de nuevo el proceso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Los derrotados de En Marea sopesan ausentarse del Consello de mañana