Los alcaldes se desmarcan de En Marea para intentar evitar desgaste electoral

La lista derrotada amenaza con la escisión si no se despejan las dudas del proceso


santiago / la voz

Calma chicha en En Marea mientras se está a la espera del resultado de la auditoría independiente encargada por el sector crítico. David Bruzos, candidato de la lista Entre Todas -que perdió las primarias con un 40 % de los votos frente a la de Luís Villares, que obtuvo el 60 %-, dijo que habían recurrido a una consultoría independiente porque carecen de información sobre todo lo ocurrido en las últimas semanas, y porque creen que hay sospechas de que el sistema utilizado para las votaciones no sea tan seguro como se dijo desde la coordinadora. «Non sabemos quen fixo esa auditoría nin temos copia, o único que temos é a interpretación que fixo dela un membro da coordinadora».  

Por eso el sector crítico contrató a otra empresa que está analizando ya los resultados, pero sin tener acceso al sistema. «Se cando se remate hai dúbidas sobre o proceso, iremos ao xulgado, porque sería a única maneira de poder obter os permisos para acceder e comprobalo». En todo caso, «nós imos dala a coñecer de forma transparente, trátase dun perito informático moi recoñecido que vai asinar a auditoría e que nós imos facer pública e sen valoracións». Es más, «se di que todo foi correcto, felicitaremos á lista gañadora e nós seguiremos o noso camiño».

Esa auditoría podría retrasarse más allá del sábado, cuando se debería constituir el nuevo consello das mareas. Aunque Bruzos admite que serán los tiempos los que marquen las decisiones, apuntó que no tendría mucho sentido ir a tomar posesión de ese órgano y avalarlo si no hay garantías de que las elecciones hayan sido limpias. A esos resultados se remite también sobre la permanencia de los críticos en En Marea. «A miña opinión persoal é que se gañaron limpamente entendo que nós deberiamos achegar o que sexa preciso dentro do espazo», pero supeditó la decisión de irse o quedarse a lo que dictamine ese informe. Otras fuentes del sector crítico fueron más contundentes y tienen la sospecha de que todo lo ocurrido desde que se denunció el acceso irregular de miembros del comité electoral al censo fue «un sistema deseñado para a fraude» por parte de la coordinadora de Luís Villares.

Frente a la postura de la candidatura Entre Todas, los alcaldes de las mareas que la impulsaron creyendo que así derrotarían a Villares toman ahora distancia para que el conflicto no les perjudique ante la proximidad de las elecciones municipales. En declaraciones a la Cadena Ser, el regidor compostelano reconoció que «Compostela Aberta fixo un labor de intermediación e foi un intento erróneo», por lo que «imos hibernar no espazo galego e centrarnos no municipal». Noriega admitió así las injerencias de su partido en En Marea, pero rechazó valorar los resultados o lanzar más sospechas sobre el proceso porque «non me atrevo a exercer de pitonisa». Puntualizó, no obstante, que «o que está claro é a perda daquel proxecto orixinal», en relación a cómo se gestó En Marea. Con la vista puesta en su propia campaña para revalidar la alcaldía compostelana, Noriega pidió a la dirección de Villares que «respecten os espazos de convivencia que hai nas cidades a nivel local e os proxectos que no seu momento foron de ilusión e hoxe son de esperanza».

Noriega: CA fixo un labor de intermediación e foi un intento errado; imos hibernar no espazo galego»

También el alcalde de A Coruña admitió que en el pasado se involucró en el proceso, si bien ahora marca distancias, informa Xosé Gago. «Hai meses puxen moito esforzo en que En Marea fose un instrumento útil para Galicia, pero hai que saber o lugar que ocupa un e deixar que outros leven as cousas». No se pronunció abiertamente sobre si los críticos abandonarían En Marea: «Non, non o sei», e insistió en que «teño a cabeza aquí metida, no Concello da Coruña».

Ferreiro: Hai meses puxen moito esforzo en que En Marea fose un instrumento útil para Galicia

Ante las críticas y las dudas sobre el proceso de primarias, el ganador de las elecciones, Luís Villares, dijo que «xa está ben de falar de nós mesmos, xa está ben de falar das cousas internas, agora toca falar dos problemas da xente», e insistió en que, además de hablar, lo que tenían que hacer críticos y no críticos era «escoitar o que dixeron os inscritos, que foron moi claros».

En cuanto a la posibilidad sugerida por Noriega de establecer alianzas con los comunes para las europeas, Villares lo enmarcó dentro del debate interno de En Marea: «Nós estamos abertos a alianzas con outras forzas» siempre que sean afines, puntualizó, por lo que encuadró la reflexión de Noriega «dentro da normalidade».

Villares: Xa está ben de falar de nós mesmos e das cousas internas, agora toca falar dos problemas da xente

El miembro del comité de garantías afín a los críticos denuncia las primarias

La candidatura del sector crítico no se fía de la limpieza del proceso de primarias y se basa para ello en denuncias que se hicieron públicas en las últimas horas. Una de ellas es de Manuel Nogueira, el miembro del comité de garantías afín a los críticos que se opuso a la expulsión de las personas del comité electoral acusadas de haber entrado de forma irregular en el censo. Nogueira Pérez denunció en los juzgados de Ourense que las primarias se habían celebrado sin auditoría, dado que la empresa anunciada por la dirección se desmarcó finalmente y no llegó a ser contratada, por eso entiende que todo el proceso, «al no estar supervisado por una empresa externa, es ilegal». Lo curioso es que Manuel Noriega, cuando en las redes sociales anunció que ya había votado, escribió: «Votei con sentidiño... Un sentidiño que case perdo co innovador e cativador sistema. Garantista ten que ser, porque cinco SMS de confirmación continua nin chos piden no banco cando vas quitar cartos».

Por otra parte, un inscrito de Ames denunció ante el comité electoral brechas de seguridad que permitían, por ejemplo, «que a empresa contratada para a xestión do proceso ou outras persoas puidesen monitorizar en tempo real as votacións e romper a confidencialidade do voto». Este votante pide una serie de certificados que despejen las dudas al respecto.

También la candidatura de David Bruzos acudirá a los juzgados si la auditoría encargada por ellos no descarta cualquier tipo de manipulación en el proceso o en los datos finales. Entienden que solo con una autorización judicial podrán entrar en el programa y averiguar así si hubo fallos en la seguridad, tal y como denuncian ahora algunos inscritos que, sin embargo, no lo hicieron mientras duraron las votaciones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos
Comentarios

Los alcaldes se desmarcan de En Marea para intentar evitar desgaste electoral