El Sergas reconoce que la mitad de los médicos ven más de 30 enfermos al día

Los centros de salud de Pontevedra y Vigo soportan la mayor presión asistencial


Santiago / La Voz

La dimisión de los jefes de los centros de salud de Vigo tiene una de sus principales causas en la falta de tiempo para ver a los pacientes por la sobrecarga asistencial. Y es precisamente en esta área sanitaria y en la de Pontevedra en donde se produce la mayor presión. Según los datos del Servizo Galego de Saúde, casi la mitad de los médicos de familia ven diariamente de media a más de 30 pacientes. En concreto, el 46,2 %. Este porcentaje es mucho más elevado en Vigo (62,6 %) y en Pontevedra (62,4 %). En la provincia de Lugo la mayoría de los profesionales de primaria tienen, de promedio, menos de 30 enfermos citados cada día.

En estos datos se incluyen aquellos usuarios que atienden los médicos cuando un compañero del mismo centro no está, aunque no se detalla si también se refleja la sobredemanda, es decir, los pacientes que acuden al centro de salud sin cita y que siempre son atendidos. Dentro del área sanitaria de Pontevedra el 7,7 % de los especialistas de medicina de familia ven diariamente a más de 40 enfermos, lo que hace difícil dedicarles los diez minutos que los profesionales sanitarios reclaman. En el conjunto del Sergas esto le ocurre al 3,9 % de los profesionales.

Ir a los domicilios

Los famosos diez minutos que piden los médicos pueden parecer suficientes en consultas rápidas, renovaciones de incapacidades temporales o prescripción de recetas. Pero no lo son si se trata de problemas de salud nuevos o, más aún, si hay que hacer una visita a domicilio. En Lugo y en Ourense el número de pacientes que ven los facultativos es muy inferior, pero hacen más domicilios, lo que implica mucho más tiempo. Es un porcentaje pequeño, el 1,2 % de las consultas totales en Lugo, pero el triple de la tasa que presenta Vigo.

El número de médicos de familia ha crecido en Galicia. En diez años se ha pasado de 2.402 a 2.566 (incluyendo a los de los PAC), pero la demanda de la población ha crecido aún más.

Superan los 53 años de media

Y no solo envejecen los pacientes, sino también los médicos. El grueso de la plantilla se jubilará en el próximo decenio, lo que deja a los centros de salud en una situación delicada si no se prepara un relevo generacional. Es algo que los colegios médicos denuncian desde hace tiempo, pero aunque el Sergas ha aumentado el número de plazas mir -más de un centenar actualmente- para formar a más residentes de familia, los retiros se esperan masivos en los próximos años, porque la media de edad está en 53,41 años. Tampoco el personal de enfermería rezuma juventud, con una media de 52,08 años. Una de las alternativas que ha puesto encima de la mesa el Sergas es la prórroga de las jubilaciones, y de hecho actualmente hay 160 especialistas de familia que se han acogido a ella. Si hasta ahora estaba permitido hacerlo hasta los 68 años, la Consellería de Sanidade la irá ampliando progresivamente hasta los 70.

La hermana pobre

La Asociación Batas Blancas ha recordado que los cambios en primaria son urgentes. Y para esta entidad son claros. Hay que adelgazar estructuras directivas -250 médicos en tareas administrativas y de gestión-; eliminar burocracia en los actos asistenciales; estudiar la carga de trabajo y redistribuir, ya que hay «médicos totalmente ociosos y otros tremendamente sobrecargados»; o dejar de hacer actos innecesarios que no aportan valor al paciente, pues «la primaria no puede ser la hermana pobre, tiene que ser la hermana mayor», aseguran.

El conselleiro no convoca a ninguno de los 25 jefes dimisionarios a los grupos de mejora de la primaria

Ángel Paniagua

Los sindicatos del área sanitaria han convocado una manifestación para el próximo jueves, a la que los ya ex jefes de servicio y también muchos profesionales de primaria se suman

La Consellería de Sanidade ha intentado taponar la crisis en la sanidad gallega con la creación de seis grupos de trabajo para mejorar la atención primaria. La crisis se desató con la dimisión en bloque de los jefes de los centros de salud de Vigo. Los grupos están compuestos por 60 personas de toda Galicia, con representantes de todas las áreas sanitarias, y están llamados a desarrollar «o novo modelo de atención primaria adaptado ás necesidades do século XXI». Sin embargo, ninguno de los 25 jefes de servicio y unidad que han dimitido en el área de Vigo ha sido convocado a ese proceso, según fuentes del colectivo.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Tags
Comentarios

El Sergas reconoce que la mitad de los médicos ven más de 30 enfermos al día