Villares reprocha a Gómez-Reino sus injerencias en En Marea, y Noriega y Quinteiro apoyan a los críticos

Susana Luaña Louzao
s. luaña SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

Xoán A. Soler

27 nov 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

El pasado sábado, en la presentación de su lista Coidando a Casa, que aspira a la dirección del consello das mareas, Luís Villares ya dijo que la suya era una candidatura que representaba a todos los sectores de En Marea y que no estaba pactada «coa cúpula de ningún partido», en referencia a la del sector crítico, Entre Todas. Ayer fue más claro y el portavoz del partido se refirió expresamente a Podemos y a su secretario xeral en Galicia, Antón Gómez-Reino, a quien le reprochó su injerencia en las elecciones de En Marea al ser uno de los principales impulsores de la lista alternativa, que, si bien tuvo su germen en la Mesa pola Confluencia impulsada por Compostela Aberta, cedió luego a Podemos un protagonismo que no es del gusto de todos los actores representados en Anova o en las mareas municipales.

Por eso Villares le indicó a Gómez-Reino que en el partido instrumental el protagonismo es de los inscritos, no de los partidos. «Non debe ser un partido o que ocupe a centralidade, son as persoas as que teñen que ocupar a centralidade», dijo ayer Villares, quien también recordó que Gómez-Reino reconoció expresamente en la campaña de las primarias de Podemos Galicia que reclamaba «un papel específico» para Podemos dentro de En Marea. Por eso también Villares le reprochó que no haya acudido al plenario de En Marea. Si bien Villares no critica que los inscritos de En Marea pertenezcan a una fuerza política en concreto, recordó que en el partido instrumental se milita de forma individual y que «son as persoas as que teñen que decidir todo».