Cedeira despide a los tres vecinos muertos en el accidente mientras la investigación sigue abierta

Entre los detalles a concretar están la trayectoria del vehículo y la velocidad


FERROL / LA VOZ

Cedeira despidió durante el día de ayer, embargada por una inmensa tristeza, a Gerardo Parada López (30 años), Daniel Vilela Quintana (29) e Iñaki Sobrino Ponce (37 años), los tres hombres fallecidos en el accidente de tráfico que se produjo en la mañana del sábado en Valdoviño. El pequeño tanatorio de la villa estuvo a rebosar desde primera hora de familiares y conocidos de todas las edades, que quisieron dar el último adiós a estos tres vecinos tan queridos.

A las cuatro y media de la tarde, Daniel recibió sepultura en el cementerio municipal. Su familia, muy conocida en Cedeira, optó por no recibir duelo ni realizar funeral. Poco más tarde, a las cinco, el cuerpo de Iñaki salió hacia Narón, donde quedó en custodia familiar para ser incinerado. Por último, Gerardo fue enterrado en la iglesia parroquial de San Cosme de Piñeiro, donde tuvo lugar una misa de cuerpo presente.

Investigación «minuciosa»

La autopsia de los tres fallecidos se realizó, como estaba previsto, en la tarde del sábado en el hospital naval de Ferrol. Allí el médico forense realizó la exploración, de la que no han trascendido detalles. De hecho, algunos análisis, como el toxicológico, tardarán al menos dos meses en contar con un resultado oficial.

Por su parte, la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Ferrol sigue adelante con la investigación, de la que prefieren no desvelar ningún dato para «no restar importancia al asunto». «Es un proceso que se va a alargar por la magnitud de lo sucedido. La investigación se va a llevar a cabo con minuciosidad, lentitud y profesionalidad», trasladaban ayer desde el instituto armado. Entre los detalles a concretar están la trayectoria del vehículo y la velocidad. El turismo se salió de la vía por la margen izquierda y fue a parar con un choque lateral a una farola de hormigón, que acabó partida en dos. Dos de los fallecidos salieron despedidos por el lateral del coche.

«El pueblo de Cedeira está muy dolido; eran jóvenes muy conocidos, con familias muy cercanas»

Álvaro Alonso

Iñaki, dueño de una pescadería, y Gerardo y Daniel, amigos de toda la vida, eran muy queridos en su localidad

Un sábado de puente en Cedeira, con más gente de lo habitual en las calles. Un día de otoño normal en el que el fallecimiento de tres vecinos dejó a la villa sin aliento. Las vidas de Iñaki Sobrino Ponce (37 años), Gerardo Parada López (30 años) y Daniel Vilela Quintana (29 años) se truncaron cuando viajaban por Valdoviño en el interior de un Audi A3 de color amarillo. Los tres estaban de regreso a Cedeira, donde la noticia descolocó a todos. «El pueblo está muy dolido, eran jóvenes muy conocidos y queridos, con familias muy cercanas», comentaba una vecina. Al final, «no deja de ser un lugar pequeño en el que estos sucesos conmocionan mucho». De hecho, el Concello acordó decretar tres días de luto oficial y suspender las actividades culturales y deportivas en señal de duelo.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Cedeira despide a los tres vecinos muertos en el accidente mientras la investigación sigue abierta