La bronca de Alexandra Fernández a Errejón reabre las heridas de En Marea

Villares y Santos tratan de quitarle hierro e inciden en los puntos que los unen


santiago / la voz

El recado que le mandó Alexandra Fernández a Errejón vía Twitter, reprochándole que en una entrevista en Telemadrid haya pedido disculpas a quienes se hayan podido molestar por sus críticas a la Transición, reabrió las heridas de En Marea y acabó con la endeble tregua que sus sectores enfrentados se dieron el pasado 7 de septiembre, cuando el consello das mareas acordó el adelanto de las primarias.

La diputada de En Marea en el Congreso fue muy dura con el candidato a la presidencia de la Comunidad de Madrid por Podemos: «Seica Podemos estaba de broma cando falaba da creba democrática. Aliñarse co discurso das elites da Transición, iso si que merecía unha desculpa, tanto co 15M coma cos pobos que loitan por rachar os cadeados do R78. Van camiño de converterse no seu freo». Las relaciones de los diputados de En Marea con sus socios de Podemos en el Congreso oscilan entre el buen feeling de Gómez Reino y de Yolanda Díaz con Pablo Iglesias y el malestar de Alexandra Fernández, quien nunca se sintió cómoda en Madrid, hasta donde fue como heredera natural de las tesis de Beiras y como militante convencida de Anova. Pero Alexandra Fernández es también una política seria y discreta, de ahí que llame la atención esa salida de tono en un momento en el que no les hace ningún favor a sus compañeros en Galicia, quienes, a través de la mesa pola confluencia, tratan de seducir a Podemos y a Esquerda Unida para que se impliquen más en En Marea, sobre todo con la vista puesta en la renovación del consello das mareas, que ahora manejan Luís Villares y Cerna.

Por eso no resulta sorprendente que ayer casi nadie quisiera alimentar la polémica y que los pocos que hicieron declaraciones al respecto tratasen de quitarle hierro al asunto. El líder de En Marea dijo que, a su parecer, «ninguén nega a necesidade dunha reforma en profundidade da Constitución». «E niso creo que estamos todos de acordo, tanto o conxunto de En Marea como os nosos aliados confederais», añadió, informa Ana Lorenzo desde A Pobra, donde Villares se reunió con el regidor, Xosé Lois Piñeiro, de Nós Pobra. «Estamos todos e todas de acordo en que viñemos á política a facer unha gran mudanza no marco constitucional, e niso tanto Alexandra Fernández como Íñigo Errejón coinciden plenamente e estamos todos en sintonía».

En términos similares se pronunció la secretaria xeral de Podemos Galicia, Carmen Santos. «Cada persoa ten o seu estilo, e Íñigo Errejón e Alexandra Fernández non van ser unha excepción. O que está aí é que o bipartidismo e a corrupción das elites racharon calquera consenso coas maiorías sociais, e nisto ambos están de acordo. O que toca no 2018 é construír un país mellor para a súa xente, e niso é no que nos estamos centrando e o que estamos a facer».

Son varios los intereses que peligran si se abre un nuevo frente. Porque, además de la posibilidad de hacerse más fuertes los críticos en los órganos del partido, están en juego las alianzas para las municipales, y eso no les interesa ni a Villares ni a Santos ni a los críticos, que precisan sumar votos para hacerse fuertes en las diputaciones y reintentar el asalto a la Xunta.

El proceso arranca el 29 con encuentros provinciales

El calendario para la renovación de los órganos de En Marea y para la preparación de las elecciones municipales arrancará el día 29 de septiembre con encuentros en cada una de las provincias con las mareas locales. Un mes después, el 27 de octubre, será el plenario, y a partir de ahí, se abrirá el plazo para que se presenten las candidaturas a las primarias. Villares ya manifestó su voluntad de repetir.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

La bronca de Alexandra Fernández a Errejón reabre las heridas de En Marea