La FP gallega apuesta por la flexibilidad

En diez años se impulsaron ciclos y horarios para adultos, nuevos estudios y la modalidad dual

.

redacción / la voz

Recientemente la Consellería de Educación hizo un balance de la evolución de la FP en Galicia desde el 2008 al 2018. El estudio de cómo ha cambiado esta oferta en diez años incide en su carácter flexible y útil, ya que se adapta con más rapidez que el sistema universitario a las necesidades del mercado. Este es un repaso por las grandes cifras de la formación profesional: 

Incremento general. En diez años creció la oferta de ciclos sostenidos con fondos públicos en un 40 %. De los 898 que había en el curso 2008/09 se ha pasado a 1.257. Hay 208 de FP básica; 523 de FP de grado medio (la mayoría con clases presenciales ordinarias, pero también para adultos, dual o a distancia); y 526 de grado superior, y con las mismas variaciones que el grado medio. El gran salto en volumen de ciclos se dio en el curso 2013/14 hacia el siguiente, cuando la oferta aumentó un 20 % de golpe. 

Los que más crecieron. Hay algunos estudios cuyo crecimiento en los diez años de análisis ha sido enorme, pues casi se duplicaron. Por ejemplo la familia de Madeira, Moble e Cortiza aumentó en un 88 %, casi como Servizos Socioculturais e á Comunidade, con un 87 % (pasó de 33 a 62), o la de Hostalaría e Turismo, que creció un 80 %. En esa línea está la familia de Informática e Comunicacións, que pasó de tener 68 a 118 ciclos, lo que supone más de un 70 % de crecimiento; Transporte e Mantemento de Vehículos (67 %); o Fabricación Mecánica (62 %). Otros sectores, más tradicionales, también crecieron de forma importante, pero no al mismo ritmo, claro que partían ya de una gran presencia en todo el territorio: es el caso de Electricidade e electrónica, con un incremento del 26 %, la rama de Sanidade (20 %) y la de Administración e Xestión (12 %). 

Novedades. No solo ha habido una apuesta por fomentar los ciclos con más éxito laboral. También se crearon ofertas nuevas, adaptadas a las exigencias de las empresas. Es el caso de los ciclos superiores de Desenvolvemento de Aplicacións Web, Eficiencia Enerxética e Enerxía Solar Térmica, Educación e Control Ambiental, Animación 3D, Xogos e Contornos Interactivos, Vitivinicultura, Paisaxismo e Medio Rural, Gandaría e Asistencia en Sanidade Animal y el de Enerxías Renovables. También hay dos grados medios nuevos: Instalacións de Telecomunicacións, y Produción Agroecolóxica. 

Efecto llamada en la crisis. Entre los cursos 2007/08 y 2017/18 el número de alumnos creció un cincuenta por ciento. Esa era la época del bum de la construcción, cuando los jóvenes dejaban los estudios a los 16 años para ganar sueldos de miles de euros. El pico más alto de estudiantes, en cambio, estuvo en los años 2013-2015, cuando la ausencia de empleo animaba a los jóvenes a terminar su formación. Está por ver qué ocurrirá en los próximos años, aunque, después de una caída de alumnado significativa en septiembre del 2015, ahora parece que se ha recuperado. Parte del éxito se debe a la flexibilidad de las enseñanzas: semipresenciales y para adultos, con el fin de que los alumnos puedan seguir formándose mientras trabajan. 

Familias con más éxito. La familia de FP que tiene más matriculados es Administración e Xestión, que se imparte en centros por toda la comunidad: tiene 7.051 estudiantes. Le sigue la de Sanidade, con 6.639 matriculaciones, y la de Informática e Comunicacións, que pasa ligeramente de los 5.000 apuntados. Electricidade e Electrónica (4.288), Servizos Socioculturais e á Comunidade (4.056) y Hostalaría e Turismo (3.447) completan este ránking de ciclos con más éxito. 

Los ciclos que más crecen. El mayor incremento proporcional de estudiantes se ha dado, en este tiempo, en el ciclo medio de Emerxencias Sanitarias, que pasó de 70 a 840 alumnos. El aumento se explica por la necesidad que tienen los operarios de ambulancia de tener una titulación para poder trabajar. También creció de manera llamativa (un 265 %) el alumnado del ciclo medio de Atención a Persoas Dependentes, ya que en este tiempo ha surgido cada vez más demanda de esta especialidad. El ciclo superior de Patronaxe e Moda ha vivido igualmente un bum en este decenio, con un 645 % de subida, o el de Transporte e Loxística, con más de un 300 %, aumento que tiene que ver con el incremento de las ventas por Internet. 

Grandes cifras. Nacida hace unos pocos años (en septiembre del 2012), la FP dual combina formación en el instituto y formación en la empresa. En este tiempo, ha conseguido 736 alumnos en 127 ciclos formativos y 50 titulaciones diferentes. La FP dual se imparte en Galicia en 32 centros educativos y en 200 empresas. Es posiblemente una de las líneas de actuación más importantes y difíciles para la Xunta, ya que puede garantizar la formación de profesionales de primer nivel, al gusto de las empresas que los van a contratar, pero también es complicado encontrar compañías que puedan absorber año tras año a estos alumnos. 

Sectores estratégicos. Aunque cualquier familia de FP puede encontrar empresas para asociarse, la Xunta apuesta por sectores estratégicos para la comunidad: automoción, madera, marítimo-pesquero, informática y fabricación mecánica. 

Alta empleabilidad. Nueve de cada diez estudiantes encuentran empleo estable, y el 85 % lo hace en la propia empresa que lo formó. Esto hace que el 86 % recomiende esta manera de prepararse y el 80 % le dé una buena valoración.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
10 votos
Comentarios

La FP gallega apuesta por la flexibilidad