Un dispositivo de 160 guardias civiles detiene a los autores de 120 robos en municipios gallegos

Las operaciones Tanunoi y Telefunken esclarecieron asaltos en las provincias de A Coruña y Lugo

Robaban en casas a plena luz del día y con los dueños dentro 19 personas han sido detenidas en A Coruña y Lugo por 120 robos en viviendas locales

LUGO / La voz

Las investigaciones iniciadas el pasado mes de enero por la unidad orgánica de policía judicial de Noia a raíz de la oleada de robos con fuerza que se vivió en la zona a principios de año culminó el pasado martes con la detención de 19 personas en distintos puntos de las provincias de A Coruña y Lugo en el marco de las operaciones Tanunoi y Telefunken. A los arrestados se les atribuye la comisión de 120 robos con fuerza y otros con violencia.

Las pesquisas de la policía judicial permitieron dar con un grupo de personas que operaba por toda la comarca de Santiago, extendiéndose hasta Melide y llegando al área de Betanzos. Una parte de ese grupo se desplazó luego a Lugo, donde supuestamente cometieron nuevos robos en las localidades limítrofes con la capital y en las comarcas de A Terra Chá y A Ulloa.

Un total de 160 agentes participaron en las operaciones que llevaron a la detención de once personas en la provincia de A Coruña y ocho en la de Lugo. A su vez, se efectuaron tres registros en Santiago y cuatro en Melide, mientras que en la zona de Lugo tuvieron lugar en diversas calles de la capital, en Begonte y en el poblado chabolista de O Carqueixo. Entre los objetos robados que pudieron ser recuperados se encuentran teléfonos móviles, tabletas, televisiones, joyas, herramientas y armas. Supuestamente estos eran adquiridos por L. G. C., un vecino de la aldea de Moreda, en la parroquia de Ribadulla, en el municipio coruñés de Santiso, que los tenía depositados en un almacén de su vivienda para luego revenderlos. A este hombre se le imputa un delito de receptación.

Los efectos recuperados se encuentran en el puesto principal de la Guardia Civil de O Milladoiro y en la Comandancia de Lugo para que sus legítimos propietarios puedan reclamarlos. Por ahora se han podido esclarecer un total de 120 robos con fuerza y otros con violencia, pero las investigaciones siguen abiertas y no se descartan nuevas detenciones.

En el operativo participaron numerosas unidades de la Guardia Civil, entre las que se encuentran efectivos de Lugo, Pontevedra, la Policía Judicial y otros. La instrucción de las diligencias las tramita el Juzgado número 1 de Arzúa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
25 votos
Comentarios

Un dispositivo de 160 guardias civiles detiene a los autores de 120 robos en municipios gallegos