No habrá xouba ni sardina hasta agosto, y la flota tendrá menos cupo del previsto

Los datos científicos apuntan a que no se logró el aumento del 10 % de la biomasa


redacción / la voz

Como cada 25 de julio, Rianxo tendría que estar hoy exaltando el producto que lleva su apellido: la xouba. Pero ha habido cambio de planes con el cierre de la pesquería de sardina, que han hecho que ayer, víspera de la frustrada fiesta, en lugar de ir al muelle a recoger el producto para la celebración tuviese que acudir al puerto para defender su xouba y a sus xeiteiros. Unas 70 embarcaciones de toda la ría de Arousa hicieron sonar las sirenas mientras, en tierra, familiares y vecinos, se concentraron en apoyo a sus representantes, desplazados a Madrid para pedir un adelanto de cuota que permita la reapertura inmediata de la pesquería.

«De que me vale a min coller sardiña en outubro si é agora cando máis me fai falla?», argumentaba el patrón mayor de Redondela, Clemente Bastos, desde Arcade, lugar elegido por la flota de las rías de Pontevedra y Vigo para respaldar al unísono las reclamaciones del sector.

Pero las bocinas no ablandaron a las autoridades pesqueras. Cerco y xeito podrán volver a dirigir sus aparejos a la sardina este año, pero no antes del 1 de agosto. Un jarro de agua fría a las aspiraciones del sector que dejó más helados a los profesionales cuando la secretaría general de Pesca, Alicia Villauriz, agregó que en ese segundo tramo -de agosto a octubre- no dispondrán de las 7.300 toneladas que estaban previstas, si no de una cantidad todavía por determinar.

«En dous ou tres días nos comunicarán de que cantidade de sardiña disporemos para os seguintes tres meses», explicó Andrés García, representante de la Asociación de Armadores de Cerco de Galicia (Acerga). Se confesó abiertamente «defraudado», pero en cierta medida resignado, porque «era parte do pactado», aunque no hasta el punto de esconder su malestar y, sobre todo, la disconformidad con la apreciación de los científicos.

Porque el acuerdo que suscribieron España y Portugal con Bruselas pasaba por liberar a partir de agosto la mitad de las 14.600 toneladas pactadas para todo el 2018 si se conseguía llegar a julio con un aumento del 10 % de la biomasa de sardina. Y, a tenor de lo que sostienen los científicos, no se ha conseguido. Al contrario, plantean cerrarla en el 2019.

Negativa al adelanto de cuota que pedía el xeito

«Foi mal, pero podería ir peor». Por más que no pueda ocultar su malestar -el mismo que compartía con sus homólogos de otros puertos xeiteiros- Ruperto Costa, patrón mayor de Cambados, prefiere ver el vaso medio lleno y quedarse con que se va a poder pescar sardina a partir de agosto, cuando la propuesta era «a de pechar para o resto do ano». Ahora bien, reprocha que no se les permita adelantar a ya, a estos días, parte de la cantidad, todavía sin definir, de la que dispondrán del día 1 en adelante.

«O problema é que nós pediamos unha reapertura inmediata e non vai poder ser». Querían pescar ya porque la prohibición de pescar llegó justo «cando tiñamos a xouba dentro da ría e nada nos garante que o 1 de agosto aínda estea. É coma si na noite de Reis lle din a un neno que non van vir os Magos», ilustra Costa la frustración de los xeiteiros al recibir la resolución de cierre.

El patrón mayor conmina a las autoridades a buscar una solución, pues «os compromisos están ben e é certo que hai que recuperar a especie, pero tamén hai que mirar polo aspecto social».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Tags
Comentarios

No habrá xouba ni sardina hasta agosto, y la flota tendrá menos cupo del previsto