Una veraneante asturiana, ahogada en O Rosal, y un bañista vasco, en Nigrán


vigo / la voz

Tarde negra en los arenales del sur de la provincia de Pontevedra. En apenas tres horas, fallecieron una veraneante asturiana de 76 años en una playa fluvial de O Rosal y un bañista vasco de 72 años en Praia América, en Nigrán. En ambos casos, parece que sufrieron una indisposición cuando se metieron en el agua.

La primera víctima es María Jesús F. G., natural de Oviedo, que vino a pasar unos días a un chalé de O Rosal donde veranea su familia de Vigo. Acudieron a la playa fluvial de As Eiras y la mujer se fue a dar un baño a las 13.15 horas. Al poco, los testigos vieron cómo su cuerpo era arrastrado por la corriente del río Miño hacia Goián. Hubo rastreos con dos zódiacs. Un policía local halló el cadáver a tres kilómetros, cerca de la orilla, y se metió en el agua para engancharlo y llevarlo a tierra.

La segunda muerte fue a las 17.15 horas en Praia América. El veraneante vasco acudió al arenal con su esposa. Se metió en la orilla sin bañarse y, al poco, lo vieron en el agua boca abajo. Los socorristas y los médicos que descansaban en el arenal no pudieron salvarle la vida.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una veraneante asturiana, ahogada en O Rosal, y un bañista vasco, en Nigrán