Tercer muerto en una semana por picaduras de avispa, esta autóctona

El hombre sabía que era alérgico, pero no se le pudo suministrar el antídoto a tiempo


ourense / la voz

Galicia registró este fin de semana la tercera muerte de una persona a causa de la picadura de una avispa en menos de siete días. Eso sí, esta vez se descarta casi con certeza que la avispa que se cobró la vida de un vecino del municipio ourensano de San Cristovo de Cea fuese velutina, ya que en la primera inspección ocular que realizaron los agentes del Seprona en el lugar de los hechos no se encontró ningún nido de esta especie.

El incidente tuvo lugar poco después de las seis de la tarde del sábado en la localidad de Pereda. La víctima, Manuel F. P., de 65 años, se encontraba trabajando en una finca cercana a su vivienda. Al parecer estaba cortando la hierba cuando una avispa le picó en una oreja. No era la primera vez que le ocurría y era perfectamente conocedor de que era alérgico a estos insectos, por lo que en casa tenían la inyección con adrenalina indicada para este tipo de situaciones. Su mujer, que se encontraba con él, corrió enseguida a la vivienda para coger el antídoto, pero esta vez las cosas se complicaron. La picadura resultó ser mortal.

¿Qué hacer para evitar una picadura si tropiezas con un avispero? Lo primero, no muevas los brazos. Estarás señalando tu posición. Y si el ataque es inminente, tápate la nuca. Es la peor zona para las picaduras. A pesar de todo el veneno de las velutinas no es más peligroso que el de las avispas comunes

Cuando la esposa le puso la inyección el afectado ya apenas podía respirar. También se dio aviso a los servicios médicos de emergencias, que trasladaron al lugar una ambulancia e incluso el helicóptero, pero ya nada se pudo hacer por reanimarlo. El hombre falleció sin que fuese posible evitarlo.

Hasta el lugar de los hechos se trasladaron también efectivos del Seprona, de la Guardia Civil, que acordonaron la zona en la que se produjo la picadura durante la búsqueda del nido del que pudiera provenir la avispa, que era autóctona. También se está a la espera de los resultados de la autopsia, que se le realizó al fallecido en la mañana de ayer en el complejo hospitalario de la capital ourensana.

En la localidad, en la que viven muy pocos residentes, todos se mostraban ayer asombrados por lo ocurrido y recordaban que ya anteriormente Manuel había tenido algún susto provocado por la picadura de una avispa, dada su alergia. Los pocos que ayer se encontraban en sus casas -la mayoría estaban por la tarde en el velatorio municipal- se mostraron consternados por el trágico suceso.

A punto de jubilarse

También lo estaba el alcalde de Cea, José Luis Valladares, quien constató que el fallecido tenía 65 años y estaba empezando a preparar los papeles para jubilarse, después de haber estado trabajando durante muchos años para la empresa local de autobuses, Autocares Pérez.

El regidor constató que no fue un ataque de avispas velutinas y también que la muerte del vecino de Pereda se debió a una única picadura. «Ha sido una fatalidad», aseguró, y añadió que la familia del fallecido, que tenía una hija, se encuentra «destrozada» por lo ocurrido.

Reconoce Valladares que incidentes como estos provocan alarma entre los vecinos, por lo que recordó la necesidad de que se tomen las mayores precauciones en una época en la que son habituales este tipo de situaciones.

El pasado día 14 falleció en Viveiro (Lugo) un hombre tras recibir la picadura de una avispa autóctona y unos días después moría en el municipio de O Porriño (Pontevedra) otro hombre tras la de una, en este caso, velutina.

Ambos, al igual que el fallecido del pasado sábado en Cea, eran alérgicos a estos insectos.

Las picaduras de las velutinas disparan las consultas

¿Cómo podemos saber si somos alérgicos a las picaduras de avispa? Un experto alergólogo, el doctor Arenas Villarroel, del Meixoeiro de Vigo nos explica además qué debemos llevar encima si ya sabemos que lo somos. Un pequeño botiquín de emergencia que nos puede salvar la vida en cuestión de segundos

El diagnóstico de esta alergia puede prolongar el tratamiento durante cinco años

La alarma por la avispa asiática ha hecho aumentar las consultas en los centros de salud y en los hospitales, en especial de personas que quieren saber si tienen alergia o que tuvieron alguna reacción a picaduras y quieren tomar precauciones en caso de un posible ataque.

El Complejo Hospitalario Universitario de Santiago (CHUS) vacuna en la actualidad a 200 pacientes alérgicos. Tienen que inmunizarse una vez al mes durante cinco años. 120 son alérgicos a las avispas y 80 a las abejas. En el último año hubo en el área sanitaria de Santiago un incremento del 50 % en el diagnóstico de personas alérgicas a las avispas.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Tercer muerto en una semana por picaduras de avispa, esta autóctona