Beiras respalda el plan de Noriega para renovar En Marea, en el que Villares ve «unha volta atrás»

El dirigente de Anova insistió tras la reunión de la coordinadora de Anova en que el movimiento de unidad popular nació a nivel local

.

La propuesta de Compostela Aberta para renovar la dirección de En Marea obtuvo este sábado la bendición oficial de Anova y, sobre todo, el respaldo de Xosé Manuel Beiras, histórico líder y el máximo referente ideológico de lo que se ha dado en llamar el espacio de ruptura. Un apoyo que constituye todo un empujón a Martiño Noriega, líder de Compostela Aberta y alcalde de Santiago, en su desafío contra la dirección actual del partido, a la que acusa de remar en dirección contraria a la que necesitan las mareas locales.

Beiras recordó que «o proceso dunha estratexia pola unidade popular non comezou coa creación dun partido, senón que comeza co xurdimento das alternativas e proxectos a nivel local e comarcal antes das municipais do 2015».

El fundador de Anova precisó que las mareas municipalistas se impusieron en los «feudos» de poder del PP gracias a que «a cidadanía» fue protagonista. La ejecutiva de En Marea había calificado la iniciativa de Noriega de crear una mesa de diálogo entre partidos y mareas locales como un paso atrás por ser un pacto aristocrático y un consejo de notables, pero Beiras la respaldó este sábado. «A interlocución non vai contra ninguén e se hai un problema non pode negarse», dijo el histórico líder, quien volvió a referirse a lo sucedido en Ferrol como un hecho rechazable. Allí, un sector de la dirección afín a Villares ofreció su respaldo a una marea alternativa a la que lidera Jorge Suárez, el actual alcalde de la ciudad.

«Negarse a falar a min recórdame a certos tempos en determinadas forzas políticas que remataron como remataron», apuntó Beiras en declaraciones a los medios haciendo una alusión velada a la ruptura del BNG hace seis años, formación que el propio Beiras abandonó tras haber sido su líder durante años y de cuya disgregación acabaría surgiendo Anova.

Proyecto excluyente

Mientras Beiras respaldaba la propuesta de Noriega, el portavoz de En Marea, Luís Villares, hacía todo lo contrario e insistía en que la mesa de confluencia que propone el alcalde de Santiago tendría un carácter excluyente y, en consecuencia, supondría «unha volta atrás». Villares ve algo positivo en la propuesta de Noriega: su llamada al diálogo. Pero cree que «unha mesa onde non estean todas as voces, é unha volta atrás a unha idea de coalición que foi superada no 2016», dijo en referencia a la configuración de En Marea como un partido instrumental en el que las personas participan a título individual y no a través de los partidos. Siguiendo el planteamiento de Noriega, personas que, como él mismo, no pertenecen a ningún partido, quedarían excluidas del proyecto, recalcó Villares en declaraciones a la Radio Galega. «Unha mesa ten o problema de poñer a uns dentro e a outros fóra. Non queremos que ninguén quede fóra», insistió.

Noriega desoye a En Marea y busca apoyos contra la dirección actual

mario beramendi
.El alcalde de Santiago, Martiño Noriega, clausurando un encuentro municipalista con mareas de toda Galicia
El alcalde de Santiago, Martiño Noriega, clausurando un encuentro municipalista con mareas de toda Galicia

La ejecutiva le insiste en que no se puede caer en los vicios de los partidos clásicos

En Marea se dirige hacia una nueva confrontación. El rechazo mostrado por la ejecutiva del partido a la propuesta de Compostela Aberta, encaminada a renovar la dirección para corregir los déficits de pluralidad, aboca a la organización a una choque entre la oficialidad y quienes quieren mover el statu quo. Martiño Noriega y su grupo mantienen la hoja de ruta: una estrategia encaminada a abrir un diálogo entre todos para que las partes se comprometan con el proyecto, sin que ello suponga cuestionar la naturaleza fundacional de la organización ni tampoco usurpar las funciones de la dirección (consello das mareas) con aristócratas y notables, tal y como respondió el aparato de En Marea. El regidor santiagués lamentó este viernes que el partido tenga una posición «prefixada» e insistió en que la llamada mesa de confluencia que propone -con Anova, Esquerda Unida y Podemos y las mareas de las tres ciudades - no implica un debate a dos con En Marea, «senón dar solución aos serios problemas que está tendo o espazo de unidade popular» en Galicia. En su réplica, el regidor compostelano fue más allá y advirtió que conoce bien a quienes impulsan «críticas prefixadas», entre los que no está Luís Villares, según aclaró el líder de Compostela Aberta.  

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Beiras respalda el plan de Noriega para renovar En Marea, en el que Villares ve «unha volta atrás»