Feijoo defiende en las Medallas Castelao un galleguismo capaz de aglutinar a todos

El presidente, con el grupo de premiados en el acto de ayer en Santiago
El presidente, con el grupo de premiados en el acto de ayer en Santiago

santiago / la voz

Feijoo aprovechó ayer una nueva edición de la entrega de las Medallas Castelao para izar otra vez la bandera del galleguismo integrador, capaz de aglutinar a todos como vía para ser un territorio cada vez más fuerte. Con distintas palabras, con otros ejemplos, este suele ser, año tras año, uno de las pilares de su discurso en un acto solemne, que reúne en la compostelana iglesia de San Domingos de Bonaval a lo más selecto de la sociedad gallega. A su lado, atentamente, escuchaban sentados los condecorados en este 2018. La paisajista Isabel Aguirre; la catedrática de Biofarmacia María José Alonso Fernández; el fundador de la sociedad textil Lonia, Jesús Domínguez Fernández; el párroco, profesor de Religión y cofundador de Fuxan os Ventos, Xesús Mato Mato, y, por último, Dolores Nieto, cartera en el municipio de Teo, que acudió en representación del colectivo premiado, los carteros rurales.

A los galardonados se refirió Feijoo como protagonistas de un galleguismo singular, «ao que todos contribúen e do que ninguén se apropia». El máximo mandatario gallego añadió que, lamentablemente, «non sucede así con todos os ismos asociados a territorios e identidades», dijo Feijoo en clara alusión al nacionalismo. El presidente gallego reivindicó la capacidad de Galicia para influir en el mundo y su centralidad en un entorno cada vez más globalizado.

La primera en intervenir de los premiados fue Isabel Aguirre, arquitecta por la Universidade da Coruña, que dirige la Escola Galega da Paisaxe de la Fundación Juana de Vega desde su creación. Feijoo entregó la segunda medalla a la profesora e investigadora del CIMUS, María José Alonso, elegida recientemente como miembro de la Academia Nacional de Medicina de Estados Unidos. Su laboratorio fue pionero en numerosos descubrimientos en el campo de la tecnología farmacéutica y la nanomedicina. El tercero en subir al estrado fue Jesús Domínguez, natural de Trives, y fundador de la empresa familiar Sociedade Textil Lonia que cuenta, actualmente, con casi 2.000 trabajadores y es matriz de Carolina Herrera y Purificación García. Feijoo entregó la cuarta medalla al párroco Xesús Mato, confundador del grupo folk Fuxan os Ventos. Por último, en nombre de los carteros rurales, recogió la medalla Dolores Nieto. La Xunta quiso así homenajear a los mil empleados de Correos que llegan cada día a todos los lugares del rural, por recónditos que sean.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Feijoo defiende en las Medallas Castelao un galleguismo capaz de aglutinar a todos