Los drones de Tráfico aún no llegan a Galicia

El ministro del Interior lanza la campaña de verano, que incluye controles específicos de drogas, de alcohol y de velocidad, y vigilancia intensiva con patrullas de carretera y aéreas

Drones como el de la foto volarán sobre las carreteras españolas este verano
Drones como el de la foto volarán sobre las carreteras españolas este verano

redacción / la voz

«El objetivo es reencontrarnos a la vuelta». Es la premisa lanzada ayer por el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, en su primera intervención relacionada con el tráfico, en la que presentó los dispositivos de vigilancia previstos por la DGT para la operación especial de verano. El ministro compareció acompañado del todavía director general de Tráfico, Gregorio Serrano, que podría ser cesado en el Consejo de Ministros del próximo viernes para ser sustituido por alguien probablemente cercano a la cúpula de la DGT que dirigió Pere Navarro en la última etapa de Gobierno socialista.

El coche, un arma. «Llevamos un arma cuando conducimos. Es un elemento extremadamente peligroso», dijo Grande-Marlaska para advertir a los conductores que no solo se juegan su propia vida, sino también la del resto de las personas que circulan por las carretera. El ministro pidió la máxima atención al volante: «Nuestro objetivo es garantizar la máxima seguridad de los ciudadanos y prevenirlos de cualquier riesgo posible manteniéndolos siempre informados».

Drones en pruebas. El dispositivo especial de verano comenzará el próximo viernes y tendrá tres fases: del 29 de junio al 1 de julio, del 31 de julio al 1 de agosto y del 31 de agosto al 2 de septiembre. En ellas la DGT empleará todos sus recursos para vigilar el tráfico durante los meses de julio y agosto, cuando se produce el mayor número de desplazamientos. Además de las patrullas de la Guardia Civil en carretera, Tráfico hará vigilancia desde el aire, tanto con los helicópteros Pegasus, uno de los cuales tiene su base en Alvedro, como con los drones, que todavía están en fase de pruebas. Cinco de estos aparatos serán utilizados para vigilar el paso de vehículos por la zona centro de España y en los puntos más conflictivos de la costa. Los drones de vigilancia del tráfico no llegarán por el momento a Galicia, según confirmaron ayer fuentes de la DGT, aunque sí está previsto que este año haya drones operativos ya en las zonas que cuentan con patrulla aérea, como es el caso de Galicia.

Patrullas integrales. La implantación de patrullas integrales de la Guardia Civil es una de las grandes novedades en la vigilancia del tráfico este año. En moto o en coche, los agentes llevarán las herramientas necesarias para controlar tres de los grandes problemas de la seguridad vial: velocidad, alcohol y drogas. Esas patrullas llevarán dispositivos para control de alcohol y drogas, y radares portátiles.

Cámaras de vigilancia. Desde los centros de gestión del tráfico, como el que hay en A Coruña, que cubre el área noroeste, se controlan miles de cámaras de vigilancia del tráfico, entre ellas las de control de uso del cinturón, y se coordinan todos los servicios.

800.000 desplazamientos. En julio y agosto se esperan algo más de 89 millones de desplazamientos por las carreteras españolas, una cifra ligeramente superior a la del verano pasado. En Galicia se calcula que habrá más de 800.000 desplazamientos.

Doble sentido, doble riesgo. Este tipo de carreteras serán el escenario del mayor número de desplazamientos. Y en ellas también es donde están los mayores riesgos, ya que la circulación es de doble sentido sin mediana de separación y sus condiciones de seguridad son inferiores a las de las autopistas y autovías. En estas carreteras se moverá el grueso del tráfico de Galicia durante el verano, para los desplazamientos entre localidades en fiestas o para los trayectos a las playas.

Motos y ciclistas. En verano aumenta la circulación de motoristas y ciclistas en carretera. Por eso, la DGT advierte de la necesidad de extremar las precauciones en las carreteras convencionales en especial los fines de semana, cuando se incrementará la vigilancia en tierra y aire.

Campañas especiales. Durante los meses de julio y agosto está prevista la realización de hasta cuatro campañas de vigilancia específicas de la DGT dirigidas a motocicletas y a furgonetas, y también se desarrollarán controles especiales de velocidad en las carreteras convencionales y de alcohol y drogas en todo tipo de vías y a cualquier hora del día o de la noche.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Los drones de Tráfico aún no llegan a Galicia