Bruselas acepta incluir a Galicia en el corredor atlántico ferroviario

Pablo González
pablo gonzález REDACCIÓN / LA VOZ

GALICIA

ALBERTO LÓPEZ

Abre la puerta a que opte a ayudas para mejorar la infraestructura a partir del 2021

07 jun 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Desde el 2014, el 85 % de los fondos Conectar Europa (CEF) se han invertido en mejoras de la red básica de los corredores ferroviarios de mercancías atlántico y mediterráneo. Galicia, pese a estar conectada a esta red -por una línea mejorable, eso sí- y ser un genuino territorio atlántico, no podía optar a estas ayudas al no estar incluida en la red básica transeuropea. Esta situación puede cambiar a partir del 2021, cuando entra en vigor el próximo marco financiero plurianual (hasta el 2027), gracias a que la Comisión Europea ha aceptado prolongar el corredor atlántico hasta los puertos de A Coruña y Vigo y los centros logísticos gallegos. Se trata de un planteamiento que aún debe ser refrendado por la Eurocámara y el Consejo, pero fuentes consultadas aseguran que el paso más complejo, el hecho de que la Comisión asuma como propia la propuesta del Gobierno de España, ya se ha conseguido.

El trazado ferroviario incluido es el convencional y de velocidad alta que une A Coruña y Vigo con Ourense. Se excluye la línea de alta velocidad estricta entre Santiago y Ourense, pues las vías convencionales son las que se especializarán en mercancías cuando esté a pleno rendimiento el nuevo acceso ferroviario de alta velocidad a Galicia. Monforte, O Barco, León y Palencia estarán conectadas con el corredor atlántico vigente -que beneficiaba especialmente a los puertos portugueses- en Venta de Baños, muy cerca de Valladolid, a través de lo que se denomina el corredor subcantábrico. Los puertos de Avilés y Gijón también estarán conectados, vía León, a esta futura extensión del corredor transeuropeo.

La inclusión es fruto de la negociación llevada a cabo en Bruselas por el Ministerio de Fomento, muy presionado por las comunidades autónomas afectadas -Galicia, Asturias y Castilla y León-, pero también por buena parte de los partidos políticos que encajaron la exclusión de Galicia -y de sus relevantes puertos de A Coruña y Vigo- como una afrenta al sentido común. La propuesta fue remitida a la Comisión en diciembre, e incluye otras ampliaciones del corredor atlántico, como el eje Huelva-Sevilla, la vía fluvial del Guadalquivir o los itinerarios marítimos de Canarias. En el corredor mediterráneo, se habilita la conexión de Zaragoza con Pamplona y los enlaces marítimos de Baleares.