Fomento sigue con la tramitación de la controvertida autovía entre Ourense y Ponferrada

Atraviesa zonas de alto valor ecológico en los cañones del Sil

El proyecto pretende aprovechar al máximo el trazado de la N-120 (en la imagen)
El proyecto pretende aprovechar al máximo el trazado de la N-120 (en la imagen)

redacción / la voz

El Ministerio de Fomento sigue con la tramitación de la autovía entre Ourense y Ponferrada (A-76), a pesar de las críticas que desde distintos ámbitos se han lanzado contra este proyecto por su impacto ambiental, al atravesar zonas de alto valor ecológico en el corredor del Sil. También hay defensores, y no solo en las comarcas beneficiadas por la infraestructura, que creen que facilitaría la salida del sur de Galicia hacia las comunidades del norte.

Para el departamento que dirige Íñigo de la Serna, esta autovía de 125 kilómetros «es un eje estratégico para la vertebración de la Galicia interior y para el acceso a Galicia desde Castilla y León y la Meseta debido a su conexión con la autovía del Noroeste (A-6)», asegura en el comunicado en el que se anuncia la aprobación de un nuevo tramo de la vía de alta capacidad, concretamente el que discurre entre A Veiga de Cascallá y O Barco de Valdeorras. Este proyecto -un tramo de 8,5 kilómetros- saldrá a información pública en breve. Su presupuesto es de 41,85 millones de euros.

Aprovechamiento de la N-120

Fomento explica que el trazado aprobado de la A-76 está planteado para aprovechar al máximo la actual calzada de la N-120, con el objetivo de buscar un proyecto «funcional, económicamente eficiente, integrado en el territorio y viable en términos medioambientales».

La Xunta también apoya esta autovía y, de hecho, solicitó que se incluyera en el plan de carreteras que se sufragarán por vía extrapresupuestaria en los próximos años.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Fomento sigue con la tramitación de la controvertida autovía entre Ourense y Ponferrada