Bodegueros de Monterrei duermen en sus fincas para evitar los robos de maquinaria

Los ladrones se llevan incluso postes e injertos


Verín / la voz

«Hace una semana que no duermo en casa. Estoy vigilando en las fincas para que no me roben más». Son palabras de Aníbal Blanco, propietario de bodegas Tapias Mariñán en Verín, que reflejan la inquietud del sector en la denominación de origen Monterrei. En las últimas semanas los ladrones se han llevado docenas de postes e injertos, así como maquinaria agrícola, además de causar daños en más de una docena de explotaciones vitivinícolas.

«Estamos hartos de que las autoridades no hagan nada. Tienen que ponerse las pilas. A mí me llevaron 15 postes. El metal ha subido, va a 745 euros la tonelada y hace unos años solo a 400. Se han lanzado a robar todo lo que pueden y es precisa más vigilancia», según el bodeguero, que añade: «A un viticultor le robaron los cables del tractor mientras estaba comiendo el otro día. Estamos muy alarmados».

El propio Consello Regulador da Denominación de Orixe Monterrei urgió medidas. «Manifestamos nuestro malestar por los recientes hurtos y robos que están perjudicando a nuestros viticultores y bodegueros, y por ende al sector vitivinícola; y solicitamos la labor de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado para que sean abordadas dichas actividades delictivas», añadía la presidenta del organismo vitícola, Lara da Silva, que animaba a los perjudicados a denunciar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Bodegueros de Monterrei duermen en sus fincas para evitar los robos de maquinaria