Narcos y bandas usan aplicaciones de encriptación para despistar a la policía

«Todos las emplean porque si no te pillan y quedas fuera», admite un juez de Vigo

Descarga de un alijo, en Vigo
Descarga de un alijo, en Vigo

vigo / la voz

«Mándame tres cajas de blanco y dos de tinto». Aquellas sospechosas conversaciones telefónicas que la policía grababa a los traficantes de droga hace una década son ya un fósil de la era analógica. En el mundo digital actual, el lenguaje que usan el piloto de la planeadora y el camionero búlgaro que transporta el alijo es totalmente indescifrable porque todos los compinchados usan sofisticados programas de encriptación. El mensaje cifrado con la información de la descarga de la droga solo lo pueden leer y entender el emisor y el receptor. Un buen motivo para que toda la red se abone a aplicaciones como Signal o Telegram para garantizar el secreto de sus comunicaciones.

Pero algunos expertos judiciales sospechan que las grandes organizaciones descartan lo genérico y están usando programas personalizados más avanzados por los que tienen que pagar una suma respetable. Es el principio básico de que lo bueno hay que pagarlo.

Las bandas organizadas, no solo de narcos, sino también de atracadores o de asaltantes de naves, ya no se fían de Facebook ni de WhatsApp, redes telemáticas donde la privacidad no parece ser el fuerte. Ahora, los narcos llaman desde teléfonos negros, muy seguros. El blackphone es un tipo de smartphone de última generación que parece sacado de una película de espías, porque encripta las llamadas y los mensajes. Este tipo de terminales ya los fabrican hasta las generalistas como Apple y Samsung. Por 700 euros se pueden comprar en un portal de Internet, pero los hay más baratos e incluso ilegales que luego fueron bloqueados.

Además, según investigadores consultados, muchos traficantes están usando Signal, una app de mensajería instantánea y gratuita que se puede descargar de cualquier tienda de Internet y que encripta todos sus mensajes. Saltó a la fama porque Puigdemont la usaba durante la crisis catalana, aunque aun así hubo filtraciones. 

Signal Private Messenger se ha convertido en la opción más recurrida para pasar desapercibido, según algunos expertos. Fue desarrollada por la comunidad Open Whisper Systems, que crea software libre de código abierto. Surgió como alternativa a WhatsApp totalmente segura, protege tanto las conversaciones como el servicio, no comercia con los datos ni los recopila y no pide una cuenta de correo.

El secreto de las conversaciones empieza a ser tan seguro que hasta los narcotransportistas envían por mensajería instantánea las fotos encriptadas del alijo descargado para informar al comprador de cómo va el plan.

Un juez de Vigo confirma que los narcotransportistas gallegos están usando aplicaciones encriptadas para comunicarse entre los miembros de la banda y dirigir las operaciones. «Todos las usan porque si no pronto te pillan y acabas fuera», dice. Recuerda que hoy en día estas aplicaciones encriptadas están al alcance de cualquier usuario, como Telegram y Signal, que se descargan gratis en el móvil desde cualquier tienda virtual de Apple o Android. Las usan los famosos para evitar que nadie hackee sus wasaps y los propios investigadores. En el caso de Signal, saltó a la fama porque el prófugo que desveló secretos de EE. UU., Edward Snowden, contó un día que era el programa que él usaba.

Sin embargo, este magistrado vigués advierte que las redes de comunicación del narcotráfico son «más técnicas y están más preparadas, porque no pueden correr riesgos y la seguridad hay que pagarla». Y estos programas les dan total privacidad.

Un detenido por tráfico de drogras, en Vigo
Un detenido por tráfico de drogras, en Vigo

Un «hacker» ético: «Puedes generar tu propio sistema de comunicación casi inviolable»

El hacker ético vigués y perito informático Antonio Fernandes explica los entresijos de estas aplicaciones y las posibilidades reales de romper el cifrado y filtrar el contenido. «Básicamente, delegar tu privacidad a un tercero, sea Telegram, Signal o WhatsApp, implica confianza, es decir, confianza en que esta compañía trate, como dice, de forma segura tus comunicaciones», explica Fernandes sobre cómo funciona realmente este sistema y cuáles podrían ser sus puntos débiles. 

Este experto en ciberseguridad recalca que existen multitud de protocolos de mensajería, y con herramientas a disposición pública. «Con el empleo de la criptografía de clave pública, entre muchas otras, puedes generar tu propio sistema de comunicación prácticamente inviolable», indica. Como hacker, aporta un punto de vista escéptico sobre la seguridad y no descarta puntos débiles que permitan filtraciones en estas comunicaciones privadas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Narcos y bandas usan aplicaciones de encriptación para despistar a la policía