Los concellos aseguran que no tienen medios para garantizar la limpieza del monte

El alcalde de Carballeda de Avia denuncia el abandono al que otras Administraciones sometieron su municipio y reclama ayudas para superar los daños causados por estos fuegos


redacción / la voz

Los alcaldes de Nigrán, Ribeira y Soutomaior aseguraron ayer que carecen de medios y personal para mantener limpia la franja de seguridad establecida entre los montes y las viviendas. Ante la comisión parlamentaria que investiga la oleada de incendios del mes de octubre pasado, los regidores calificaron de «esgotadores» los trámites para identificar a los dueños de montes sin cuidar.

En esa misma idea incidió el presidente de la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp), Alfredo García, quien habló de problemas económicos, técnicos y jurídicos para hacer cumplir la ley y pidió que se incida en la prevención.

Por otra parte, el alcalde de Carballeda de Avia (Ourense), Luis Milia, y el alcalde de Cervantes (Lugo), Benigno Gómez, dos de los ayuntamientos más afectados por la ola de incendios, denunciaron el abandono al que otras Administraciones sometieron a sus municipios y reclamaron ayudas para superar los daños causados por estos fuegos. Milia revivió las horas más críticas de los incendios de octubre, en las que -aseguró- «o alcalde estaba só» y sin asesoramiento para tomar decisiones de calado, como dónde reubicar a los vecinos desalojados o cuándo proceder a dichos desalojos.

El regidor de este municipio ourensano cargó contra las ayudas de la Xunta para paliar los daños de los incendios. Considera que no se adaptan a la situación de Galicia, que fueron redactadas «con présas» y que su «complexidade» provoca una «tramitación horrorosa» que impide que muchos vecinos accedan a ellas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Los concellos aseguran que no tienen medios para garantizar la limpieza del monte