Así son las motos de la Guardia Civil con detectores de alcohol y drogas

Se busca evitar el «chivatazo» entre conductores de los controles fijos

Así son las motos de la Guardia Civil con detector de alcohol y drogas Podrán parar a cualquier vehículo que les resulte sospechoso y hacerle un control un el momento

La Guardia Civil contra la era de las redes sociales. De poco valdrán ya los avisos de que hay instalado un control. Ahora las motos de los agentes llevan a bordo un detector de alcohol y drogas. Se han adquirido ya 300 motocicletas que cuentan con esta tecnología y su implantación será gradual. La inversión: cinco millones de euros. Con ellas, Tráfico podrá parar a cualquier vehículo sospechoso y someter al conductor a la prueba en el momento. En 1 de cada 4 accidentes, hay presente alcohol o drogas. Y casi la mitad de los fallecidos había consumido estas sustancias.

El radar va en moto

José Manuel Pan

A los radares fijos instalados en la red viaria y a los móviles de los coches patrulla, Tráfico suma ahora 300 motos para la Guardia Civil que están adaptadas para llevar equipos portátiles de radar y kits para hacer pruebas de alcohol y drogas.

Adonde llegan las motos llegan los medios de la Guardia Civil. Es la filosofía con la que ha trabajado la DGT a la hora de seleccionar las nuevas motocicletas de la Agrupación de Tráfico. Se trata de unas potentes BMW que cuentan con departamentos especialmente diseñados para transportar el material necesario para ejercer la tarea de vigilancia del tráfico sin necesidad de contar con otro tipo de vehículos. «Las nuevas motos permiten al guardia realizar controles de velocidad y de alcohol y drogas, sin tener que esperar a la llegada de otras patrullas», explica Francisco Javier Molano, teniente coronel jefe de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Galicia. Añade que las motocicletas proporcionan una mayor autonomía en la carretera.

Seguir leyendo

Votación
6 votos
Comentarios

Así son las motos de la Guardia Civil con detectores de alcohol y drogas