David López: «La educación de calidad y el mercado de trabajo dinámico fijan la población»

El economista fue el primer español en trabajar en la Reserva Federal estadounidense. Defiende que el problema no es que haya mucha gente mayor, sino que falten jóvenes que puedan trabajar


redacción / la voz

David López Salido (Córdoba, 1968) fue el primer español en trabajar en la Reserva Federal estadounidense (Fed), donde es el director asociado del departamento de Asuntos Monetarios, es decir, uno de los expertos que diseña la política monetaria estadounidense a largo plazo. Este economista formado en su Andalucía natal y que pasó por el Banco de España, el Central Europeo y los de Finlandia e Inglaterra, ofrecerá mañana jueves una conferencia en A Coruña dentro de la serie Galicia en la encrucijada. Ciclo sobre demografía y futuro, que organizan la Fundación Barrié y APD en la sede de la fundación a las ocho de la tarde. La entrada a la charla es gratuita, pero hay que inscribirse antes enviando un correo a info@fbarrie.org

-Es autor de un estudio que vincula descenso demográfico sostenido con reducción del PIB, bajo tipo de interés y debilidad del mercado laboral. El trabajo analiza la situación de EE. UU. ¿Se puede extrapolar a Europa?

-Las economías occidentales en general tienen características similares en términos de dinámica de población, aunque las tasas de participación económica [tasa de población activa] en Europa son algo más altas que en EE. UU., por lo que nuestro estudio puede tener resultados un poco menos dramáticos aquí. Dentro de los países europeos también hay diferencias importantes en las tasas de participación. España la tiene más alta que Estados Unidos, pero el nivel de empleo es muy bajo, por lo que es similar a la media europea.

-¿Cómo está Europa en el mundo en cuanto a población?

-Como en todo Occidente, las pirámides de población tienen la parte más ancha en los mayores de 50 años. Es algo que tarda en apreciarse, pero tarda más en variar. En China e India la situación es diferente pero tampoco se pueden considerar un conjunto, porque, aunque China tiene mucha población joven, la tasa de natalidad en India es muchísimo más alta.

-¿Qué es peor para el crecimiento económico, no tener gente joven o tener mucha gente mayor?

-Lo importante de verdad es tener gente joven que pueda trabajar. Se necesitan mejoras en la educación (que sea de calidad) y en el mercado de trabajo (que sea más dinámico) para fijar población. Que haya mucha gente mayor es algo que responde a la dinámica del pasado.

-¿Cómo cree que aborda España el envejecimiento poblacional?

-España tiene uno de las políticas y economías más avanzadas en el Estado del bienestar, y eso hay que reforzarlo. También veo buenas iniciativas para la conciliación familiar, con horarios flexibles y reparto de tareas entre hombres y mujeres, cosas que facilitan los nacimientos. Los mayores son una herencia asociada al tiempo, y hay que proporcionarles un espacio tranquilo y saludable. Son una fuente de consumo, pero necesitan certidumbre, crecimiento y estabilidad. Si no, puede ocurrir que los mayores ahorren en previsión de que sus hijos no puedan tener dinero.

-Galicia es una comunidad de 30.000 kilómetros cuadrados con 2,7 millones de habitantes y dos ciudades pequeñas (de 300.000 y 250.000 habitantes). ¿Hasta qué punto esta singular distribución de la población afecta al desarrollo económico?

-Afecta. En poblaciones pequeñas no se espera un crecimiento muy importante. Es complicado que haya fuentes de crecimiento sólidas. La distribución es lo de menos, aunque hay que ver cómo la Administración incentiva que la población no se vaya. Eso requiere tiempo y será difícil.

-¿Qué es mejor para una población como la gallega, fomentar la natalidad o repoblar el rural?

-Ambas son cuestiones en las que entran las preferencias. Tienen un peso muy importante, porque hay gente que no quiere ir a vivir al campo. Pero hay otra gente que con los incentivos adecuados sí se puede animar. Estoy pensando por ejemplo en la Ribeira Sacra, que es una zona maravillosa con un desarrollo de la industria vitivinícola espectacular; sería muy positivo que la Administración pudiese atraer a jóvenes emprendedores a esa zona. Esa es la gente que hay que capturar.

-¿Locales o inmigrantes?

-Depende del tipo de trabajo y la cualificación de la población. Cualquier política migratoria tiene ventajas e inconvenientes; probablemente, lo mejor será hacer un mix atractivo a la mayor parte de la gente.

-¿Qué pueden hacer Europa o España para fijar población?

-Lo importante es la educación de calidad que tenga los retornos adecuados. No se puede mantener un mercado de trabajo ineficiente que obligue a los jóvenes a salir fuera ni una sociedad con una educación de poca calidad y una población envejecida.

Votación
2 votos
Comentarios

David López: «La educación de calidad y el mercado de trabajo dinámico fijan la población»