Rande absorbe 210.000 vehículos más en su último año con cuatro carriles

Los trabajos de ampliación del puente empatan ya en el tramo de acceso a Vigo


vigo / la voz

El puente de Rande enlaza su tercer verano consecutivo incrementando el volumen de tráfico que soporta y va camino de alcanzar su récord histórico, mientras avanzan las obras de ampliación que le dotará para el próximo año de dos carriles adicionales por el exterior de su tablero original. Con los datos de agosto recién visados por el Ministerio de Fomento, el paso sobre la ría de Vigo se ha quedado este año a 2.884 usuarios diarios del mes con mayor volumen de tráfico de la infraestructura, el de agosto del 2007, cuando cruzaron el puente 71.588 vehículos cada jornada. Dicha densidad de usuarios, registrada solo un año después de que el puente se convirtiese en gratuito para los coches que circulan entre Vigo y la comarca de O Morrazo, dio origen a la ampliación que ahora encara su última fase, al hacerse patente el riesgo de colapso del paso sobre la ría, escenario de habituales choques por alcance en los momentos de mayor densidad de tráfico.

La recuperación en el número de usuarios iniciada en el 2015 alcanzó este agosto su culmen con 68.704 vehículos al día. En lo que va de año han pasado 209.591 coches y camiones más que en los ocho primeros meses del 2016, haciéndolo en total 14,06 millones de vehículos, lo que reafirma a Rande como el tramo de más tráfico de toda la AP-9.

La culminación de los dos nuevos carriles restará a los originales de buena parte del tráfico doméstico entre ambos márgenes de la ría. La orilla sur, la más próxima a Vigo, acaba de asistir a la unión de los trabajos que partieron al mismo tiempo desde el centro del puente y de la costa de Rande (Redondela).

Los carros que se deslizan por debajo del tablero original para colocar la estructura de los nuevos carriles, ya han empatado en dicha zona, restando tan solo la colocación de las dovelas en un tramo de unos treinta metros, además de los tirantes de acero que sostendrán los pasos adicionales. En la orilla norte los trabajos están algo más retrasados, pero se sigue operando para culminar la obra antes del inicio del 2018, lo que daría a Audasa la posibilidad de subir los precios de los peajes en toda la AP-9 para amortizar la inversión realizada en las obras de Vigo y Santiago.

Fomento ensalza la gestión conjunta de la AP-9 con la Xunta para evitar su traspaso

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, no otorgó ningún tipo de posibilidades al traspaso de la titularidad de la AP-9 a la Xunta, tal y como demanda el propio Gobierno gallego y exige por unanimidad el Parlamento autonómico. En su visita al puerto exterior de Ferrol, el responsable de las infraestructuras estatales optó por toda respecta por ensalzar las ventajas que a su juicio tiene el modelo de gestión conjunta con la Xunta a través de una comisión bilateral.

Según señaló De la Serna, desde que Xunta y Fomento participan en dicho órgano ha habido «sobradas muestras de diálogo, trabajo conjunto y toma de decisiones para una mejor gestión de la AP-9», informa Carmela López desde la Redacción de La Voz en Ferrol. La apuesta del ministro es seguir fortaleciendo ese vínculo y negociar cualquier aspecto relacionado con la AP-9, como el que dio pie a que el ministerio se haga cargo de forma íntegra del peaje en Rande y A Barcala.

La negativa reiterada por el ministro de Fomento, llevó ayer a En Marea y al PSOE a criticar la postura de la Xunta al no demostrar más presión en la exigencia del traspaso de la autopista, considerando por ello además escaso el peso del presidente gallego ante el Ejecutivo central.

Los tramos 2+1 propuestos por las constructoras están en la N-550

josé manuel pan
Los dos tramos gallegos Los dos tramos gallegos

Ambos están en la provincia de Pontevedra

Las grandes constructoras proponen al Ministerio de Fomento y a la Xunta la intervención en 300 kilómetros de la red convencional de Galicia para hacer «carreteras que perdonan», un concepto que engloba modificaciones integrales que reduzcan las consecuencias de los accidentes de tráfico. En 230 kilómetros se plantea la ejecución de tratamientos integrales en tramos de especial peligrosidad. En otros 50 kilómetros los trabajos se definen como tratamientos de estabilidad de la infraestructura. Y en 20 kilómetros la propuesta de las constructoras agrupadas en Seopan y de la Asociación Española de la Carretera (AEC) es la modificación de dos tramos de la red gallega para convertirlos en carreteras 2+1. Los elegidos son dos tramos de la N-550, en la provincia de Pontevedra, entre los puntos kilométricos 84,4 y 96,6 y entre el 108 y el 115,8.

Seguir leyendo

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Rande absorbe 210.000 vehículos más en su último año con cuatro carriles