Podemos vota en contra de una moción en el Senado para tener el AVE en el 2019

PSOE, PP y PNV apoyaron la propuesta, que no recogía las demandas de En Marea


redacción / la voz

Una moción presentada ayer en el pleno del Senado por el socialista gallego Modesto Pose para impulsar determinadas infraestructuras en Galicia, entre ellas garantizar la llegada del AVE a Galicia en el 2019, contó con el voto favorable del propio PSOE y del PP, que transaccionaron una propuesta conjunta, así como del PNV. Mientras los partidos catalanes se abstuvieron, Unidos Podemos votó en contra, incluida la senadora de En Marea, María Vanessa Angustia, encargada de defender en el estrado un voto negativo muy controvertido.

En la moción no solo estaba el AVE. También había referencias a conectar los puertos gallegos con el corredor atlántico transeuropeo, mejorar los servicios de vía estrecha en el corredor cantábrico, continuar con las actuaciones en las autovías Lugo-Santiago, Lugo-Ourense, Barreiros-San Cibrao, Pontevedra-Vigo y Ourense-Ponferrada. Dos autovías estas últimas que En Marea no considera necesarias, y que pesaron finalmente en el voto negativo. También se mencionaba la solución al problema de la niebla en la A-8.

Mientras socialistas y populares celebraban el consenso en la moción «en favor de los intereses gallegos» -la inicial del PSOE reclamaba el plazo anterior del AVE, el 2018-, la senadora de En Marea por Pontevedra aludió inicialmente en su intervención a que los socialistas se negaron a integrar en la moción sus propuestas, especialmente aquellas relativas a un cambio hacia un modelo de transporte más sostenible, con servicios de cercanías y una mejora de la línea A Coruña-Ferrol. Pero también hubo críticas, a veces explícitas y otras más veladas, a que se centren los esfuerzos en la alta velocidad, cuyas obras se desarrollan desde hace 17 años. Aunque María Vanessa Angustia asume el déficit de conectividad exterior de Galicia, apostó antes de nada por comunicar «o país» y después conectarlo con líneas de alta velocidad con los corredores europeos, al tiempo que prevenía contra la construcción de infraestructuras «innecesarias, repetitivas o ineficientes». En otro turno posterior alegó que, cuando «centran todos os esforzos no AVE, fracturamos o territorio», dijo en su intervención en gallego ante los senadores. «Non me pidan que centre este debate na alta velocidade -añadió- cando a liña Ferrol-A Coruña é de 1913 e un traxecto de 69 quilómetros pode levar ata hora e media».

Fuentes de En Marea aclararon posteriormente que este grupo no está en contra del nuevo acceso ferroviario de alta velocidad, pese al embarazoso voto en contra y no haber optado por una abstención más fácil de explicar políticamente.

Posteriormente, la senadora de En Marea explicó que votaron no porque el PSOE negoció con el PP la moción sin recoger sus propuestas, pero insistió en que no pueden «dar prioridade ao AVE cando non temos infraestruturas básicas». Criticó que se incluyeran autovías cuestionadas por su grupo, como la conexión con Ponferrada o la A-57 entre Pontevedra y Vigo, pues creen en una AP-9 liberada de peajes. Y recordó que todas las propuestas de la moción son ya compromisos asumidos por el Gobierno central, mientras que del texto desapareció la petición para mejorar la línea Ferrol-A Coruña. Definió la iniciativa consensuada entre el PP y el PSOE como «fume».

Alta velocidad y proximidad

Aunque en el ideario de En Marea se contrapone a menudo el modelo de alta velocidad -unas obras que ya están en su fase final y por tanto difíciles de cuestionar abiertamente- con el de proximidad, la línea oficial de la coalición es exigir que se cumplan los plazos y los compromisos relativos a este asunto. El portavoz de En Marea en el Parlamento gallego, Luís Villares, asumió la argumentación de Unidos Podemos en el Senado.

La Cámara alta apoya que la Agencia Europea del Medicamento vaya a Barcelona

El Senado también aprobó ayer con una amplia mayoría -236 votos a favor, dos en contra y 15 abstenciones- una moción en la que insta al Gobierno a que formalice la candidatura española para albergar la sede de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) en Barcelona, informa Europa Press. El acuerdo llegó tras una moción presentada por el Partido Popular y la incorporación de la enmienda presentada por el grupo parlamentario socialista.

El senador popular Carlos Aragonés Mendiguchía explicó que su partido cree «firmemente en las posibilidades de la sede presentada por España», aunque teme que la candidatura puede resentirse de las reclamaciones independentistas catalanas.

El socialista José Montilla defendió una enmienda a la moción para que las diferentes Administraciones se pongan de acuerdo para impulsar Barcelona como candidata, mientras que el senador Carles Mulet García (Compromís) lamentó que no se haya defendido la ciudad de Alicante como sede, y propuso una enmienda donde se contemple esta capital como alternativa.

Proceso independentista

Durante el turno de portavoces, María Teresa Rivero Segalás, del grupo territorial de Convergència Democrática de Catalunya, lamentó que el Gobierno ponga el «proceso político» en Cataluña como una traba para conseguir la sede de la agencia europea.

Mientras, Francisco Javier Alegre Buxeda, senador por Ciudadanos, felicitó al Gobierno central, a la comunidad autónoma catalana y al Ayuntamiento de Barcelona por ponerse de acuerdo en esta solicitud en una situación de profundas diferencias políticas.

«Creo que están equivocados, pero tienen derecho a equivocarse», dice el PSOE

El senador socialista Modesto Pose, que se estrenaba en el estrado del Senado -púlpito, lo llamó-, también se dirigió a los senadores en gallego al principio de su intervención, recordando que hace 25 años que se inauguró la línea de alta velocidad Madrid-Sevilla y que llegó el momento de que Galicia se beneficie de esta infraestructura «sin amputaciones», con un acceso de alta velocidad genuino. Reclamó que Lugo y Ferrol estén comunicadas con una línea de altas prestaciones, así como construir el acceso directo a Vigo por Cerdedo.

Pose agradeció el apoyo del PP y del PNV a una moción que consideró «importante» porque es un catálogo de las prioridades en infraestructuras de Galicia. Valoró positivamente el acuerdo entre los dos partidos que tuvieron responsabilidades de Gobierno en Galicia para reivindicar los compromisos pendientes. Y también tuvo palabras para la postura adoptada por Podemos. Aseguró que, «con toda su legitimidad», la portavoz de En Marea se opone a que se construyan «dos autovías». «Yo creo que está equivocada, pero uno tiene derecho a estar equivocado y a defender esa posición».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Podemos vota en contra de una moción en el Senado para tener el AVE en el 2019