La Justicia obliga a trasladar a una funcionaria de Madrid a Galicia porque «necesita» a su familia

El TSXG cree que precisa ir a Ourense para superar su ansiedad


Ourense / La Voz

Una funcionaria ourensana con destino en la madrileña Coslada tiene «necesidad de estar rodeada de los suyos para que le transmitan la seguridad que ella no tiene, por tener una dependencia de los mismos», según su psicóloga. La trabajadora pidió el traslado a Ourense alegando esas razones de salud, pero la Administración no las aceptó. El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia, sin embargo, ha estimado un recurso contencioso-administrativo en el que declara el derecho de la afectada a que le concedan el traslado solicitado, aunque lo deja condicionado a la existencia de vacantes que precisen ser cubiertas.

La funcionaria, como ella explicó en la demanda y recoge la sentencia, fue abordada por un hombre en el metro a mediados del 2012. Aquella situación, dice, le «provocó una grave situación de acoso que determinó su futuro al sufrir una grave crisis de ansiedad, lo que le inició un grave trastorno depresivo que concluyó con un trastorno de angustia por agorafobia», que fue diagnosticado en febrero del 2013. Después de una larga baja, pidió en mayo del 2014 una jubilación por incapacidad permanente que le fue denegada. Planteó entonces el traslado por razones de salud.

La Administración contestó al TSXG en este procedimiento que, según recoge la sentencia, «los motivos de conciliación de la vida familiar y laboral son circunstancias que no se contemplan en la movilidad solicitada, de manera que las características propias de la ciudad de Madrid no son las que afectan a su estado de salud, sino únicamente la distancia con su familia, por lo que cualquier localidad alejada de su núcleo familiar le afectaría en sus dolencias», por lo que «se concluye que es apta para el desempeño del puesto de trabajo» en Madrid.

Apoyada por informes psicológicos, la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSXG considera «evidente la procedencia» de estimar la pretensión, «importando poco que se considere apta para el desempeño» del puesto donde se encuentra. Los informes, «incluido el del servicio médico oficial, avalan la tesis de que la causa de la enfermedad no es tanto el trabajo desempeñado, sino el del lugar geográfico donde se desempeña, estando necesitada [la demandante], para evitar la cronificación de la misma, de la reincorporación laboral en destino de familia, esto es, en Ourense, ciudad alejada de Madrid donde la recurrente tiene su destino».

Cita la sentencia otra resolución de la misma sala en la que también acogía la pretensión de una trabajadora que pedía el traslado por razones de salud no porque el puesto fuera perjudicial, sino por no poder residir con su familia, cuya supervisión constante y diaria necesita.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
36 votos
Comentarios

La Justicia obliga a trasladar a una funcionaria de Madrid a Galicia porque «necesita» a su familia