Ferrol se queda sin gobierno de coalición tras otra crisis del PSOE y la marea local

El alcalde retira competencias a socialistas y estos reaccionan saliendo del ejecutivo


ferrol / la voz

La ejecutiva del PSOE ferrolano dio por roto el pacto de gobierno con Ferrol en Común ayer por la noche. No fue una decisión unánime, porque hubo un voto en contra y una abstención, pero los 16 restantes miembros de la mesa acordaron a mano alzada zanjar la situación de forma rotunda, dando la espalda al partido del alcalde.

La ruptura es la consecuencia de la retirada de competencias a la primera teniente de alcalde y secretaria general de los socialistas ferrolanos, Beatriz Sestayo, y a dos concejales afines, medida anunciada ayer por la mañana por el regidor municipal, Jorge Suárez, de Ferrol en Común.

Tras conocer esa decisión «por la prensa», según dijo Sestayo, el grupo municipal resolvió «a saída do goberno dos cinco concelleiros do grupo municipal socialista», decisión que los progresistas justifican en que la consideran «una ruptura unilateral do pacto» por parte de FeC. Dicha resolución fue sometida a la consideración de la ejecutiva local, que en una reunión de varias horas la sometió a votación, con el resultado ya dicho.

La postura de los socialistas ferrolanos, que se hizo pública a través de un comunicado pasadas las once de la noche, responde al golpe de efecto dado ayer por el alcalde, Jorge Suárez, que puso al borde del abismo el ya debilitado pacto del bipartito. Se trataba de la retirada de competencias a tres ediles del PSOE, incluida la tenencia de alcaldía que ostentaba Beatriz Sestayo, unida al respaldo público a las dos concejalas consideradas críticas por la secretaria general, María Fernández Lemos y Rosa Méndez.

El ajuste realizado por el regidor municipal consistió en retirarle a Beatriz Sestayo las competencias de Benestar Social, Consumo y Promoción Económica, por lo que se quedaba solo con Muller; mientras que Bruno Díaz perdía Deportes, Novas Tecnoloxías y Recursos Humanos, manteniendo Turismo; y Germán Costoya seguía con la delegación de Festas, al apartarlo de Servizos y Mercados. Todas las competencias retiradas a los socios de gobierno recaen directamente en el alcalde, que anunció una nueva reestructuración en el plazo de dos semanas.

Ceses de personal de confianza

Pero los cambios decretados no se limitaban a los concejales, porque ayer mismo ya fueron cesados el gerente de Urbanismo y la jefa de prensa del Partido Socialista.

También se anunciaba un reajuste en la representación municipal en la Mancomunidade, la Autoridad Portuaria, Emafesa y la propia Xunta de Goberno.

A pesar de que la comunicación que los socialistas realizarán hoy al alcalde es la marcha de los cinco concejales del PSOE, con la correspondiente renuncia a todas las competencias que ostentaban, y su pase a la oposición municipal, lo más probable es que tanto María Fernández Lemos como Rosa Méndez continúen ligadas al gobierno municipal, manteniendo las suyas propias o incluso incrementándolas en el nuevo reajuste que será necesario hacer.

En FeC lo dan por hecho, por lo que el gobierno quedaría conformado por ocho concejales.

El regidor justifica sacar responsabilidades a Sestayo y a sus afines por las «continuas deslealdades»

En su intervención ante la prensa para presentar la drástica decisión adoptada, el alcalde de Ferrol, Jorge Suárez, insistía en que no se trataba de un ataque al PSOE, del que esperaba que «interlocutores válidos» -citó a alcaldes de la mancomunidad y al presidente de la Diputación, Valentín González Formoso, con los que dijo mantener una buena relación- den un paso para seguir gobernando en coalición, sino de la respuesta a numerosas deslealtades de tres personas que, a su modo de ver, lo que pretendían desde el principio era actuar como oposición dentro del gobierno, tratando de minar el éxito electoral de FeC.

En un evidente estado de nerviosismo, el regidor argumentó que se ha visto abocado a ello por la disyuntiva en la que lo colocó Sestayo, que le requirió que le retirase las competencias de Urbanismo a la también concejala del grupo socialista como independiente, María Fernández Lemos. «Ou optabamos pola solicitude da secretaria xeral do PSOE ou ben dábamos respaldo ás persoas que, na miña opinión, mellor representan o espírito do Partido Socialista, sen entrar a xulgar as decisións autónomas que toma esta organización», manifestó el alcalde. Añadió que creía que Fernández Lemos y Méndez, así como Felipe Sas, otro edil del grupo socialista que dimitió hace unos meses, «mantiveron sempre una actitude leal e de cooperación, acudindo a min e comentándome as actuacións que pretendían levar a cabo, porque consideraban que o alcalde tiña que estar por encima das organizacións».

Por contra, el regidor relacionó a los otros tres ediles socialistas con actuaciones desleales y de falta de comunicación, poniendo el ejemplo de que no tuvo conocimiento de la existencia del programa Emprende en Feminino, promovido por Benestar Social, «ata que o vin nos medios de comunicación», dijo, añadiendo que «así se podería facer unha sarta de actuacións que non quero entrar a detallar para evitar unha refrega política incesante». La salida podría pasar, según Suárez, por la continuidad de la coalición y una invitación al BNG, «o noso aliado natural», a participar en el gobierno o para acuerdos puntuales. «Nós non somos dos que nos rendemos», dijo, añadiendo que, de no ser así, «hai mecanismos que teremos que empregar, como vincular orzamentos a cuestións de confianza».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

Ferrol se queda sin gobierno de coalición tras otra crisis del PSOE y la marea local