Ni masajes, ni juegos de cometas, ni figuras de arena en las playas gallegas

Muchos concellos regulan a través de ordenanzas las actividades permitidas en sus arenales


redacción / la voz

Lejos han quedado los tiempos de la churrascada, el transistor a todo volumen con la última de Georgie Dann y los partidos de fútbol en la playa. Hoy el fuego sobre la arena está prohibido, la música se escucha con cascos y se juega sin molestar. Una veintena de playas de Galicia se han declarado espacios sin tabaco, y aunque no se multa ni se prohíbe fumar en ellas, parece que el futuro apunta hacia las playas sin humos. Muchos concellos costeros de Galicia aprobaron en los últimos años ordenanzas en las que se estipula lo que se puede y lo que no se puede hacer en sus arenales. El incumplimiento de esas reglas puede acarrear multas de hasta 3.000 euros, según la gravedad del hecho sancionado. 

Venta ambulante

Solo autorizada. La mayoría de las normativas vetan la venta ambulante salvo en los casos autorizados expresamente por el concello respectivo, normalmente a través de concesiones. En A Coruña surgió hace unas semanas una polémica relacionada precisamente con la venta ambulante, a raíz de la prohibición por parte del Ayuntamiento de que los heladeros utilicen vehículos motorizados en el paseo marítimo. Tienen que sustituirlos por un carrito con ruedas, y en este no pueden cargar la máquinas exprés, así que se complica la posibilidad de tomar un refrescante helado en Riazor. 

Servicios de masaje

Una curiosidad en Arteixo. La ordenanza de playas del Concello de Arteixo incluye la curiosa y terminante prohibición de prestar servicios de masaje, relax y similares en las playas del municipio. El espíritu de esta norma es que no se realicen actividades lucrativas en las zonas de baño más allá de las expresamente autorizadas, fundamentalmente chiringuitos, pero no es habitual que la normativa sea tan explícita. 

Figuras de arena

Con fines lucrativos. No es una prohibición habitual otra de las que recoge la ordenanza del Concello de Arteixo en su texto. En sus playas está prohibido hacer figuras de arena. Eso sí, solo en el caso de que esta actividad se practique con fines lucrativos. Por supuesto, los niños -y los mayores que sigan conservando su alma infantil- pueden seguir disfrutando de uno de los mayores placeres del verano, el de moldear el mundo con sus manos. 

Ruidos

Cuidado con el volumen. Poner la música o el partido de fútbol a todo volumen está totalmente prohibido salvo que se trate de verbenas o actos expresamente autorizados o, por supuesto, de la megafonía de los servicios de seguridad. Por lo demás, el volumen de los aparatos de radio no debe superar los niveles de ruido permitidos. La playa es un lugar de ocio, pero también de descanso para aquellos que lo deseen así. 

Juegos y deporte

De la prohibición a las restricciones. La mayoría de las ordenanzas prohíben jugar y practicar deporte en la playa al menos durante los meses de verano salvo en las áreas expresamente dedicadas a ese tipo de actividades. En Vigo, por ejemplo, se vetan los juegos molestos y también las cometas. Otras ordenanzas menos restrictivas, en cambio, permiten el juego siempre que no moleste a los demás usuarios.

Botellón

Solo en algunas ordenanzas. No está entre las prohibiciones más frecuentes, pero algunas ordenanzas vetan los botellones en la playa. Es el caso de la normativa de Oleiros, que recoge la prohibición de esta práctica «co fin do control sobre o consumo de drogas, especialmente cara ao colectivo dos menores de idade, e valorando que do consumo de bebidas alcohólicas na praia en horario nocturno e en grupo resulta a produción de residuos sólidos que son abandonados nela». La misma prohibición rige en Carnota, mientras que en Arteixo no se permite la venta de bebidas alcohólicas en las playas. 

Perros

Playas para mascotas. Uno de los temas más controvertidos con respecto a la normativa de playas y espacios públicos tiene que ver con la presencia de animales, fundamentalmente perros. La mayor parte de las ordenanzas de los concellos gallegos prohíben su presencia en los arenales. Algunas lo hacen solo durante la temporada de baño y en las horas de afluencia de gente. Otras, en cambio, vetan absolutamente la presencia de animales domésticos tanto en la arena como en el agua. Frente a esta prohibición algunos concellos han habilitado playas para mascotas. O Grove fue de las primeras localidades en crear una zona de baño específica para perros. En Cangas también se autorizó una playa canina, y lo mismo hicieron Ribadeo o A Pobra. Otros municipios, como Vigo, estudian permitir la presencia de animales en uno de sus arenales y contentar así a los dueños de mascotas.

Jabón

Ni en la ducha. Por supuesto, utilizar jabón o champú en el agua del mar está totalmente prohibido. Pero también lo está, y así lo incluyen las ordenanzas de playas, utilizar jabón en las duchas. Los usuarios que deseen eliminar las molestas arenas de su cuerpo deben hacerlo utilizando exclusivamente el chorro de agua. La ducha con gel y champú, al llegar a casa. Y también en casa deben limpiarse los útiles de cocina y la ropa de baño: en las duchas de la playa está terminantemente prohibido hacerlo. 

Playas abarrotadas

Prohibido reservar sitio. Domingo a mediodía. Mes de julio. Sol. Calor. Playa abarrotada. Difícil encontrar un hueco para extender la toalla. ¿Qué hacer? Cualquier cosa menos marcar el sitio o dejar objetos el día anterior con el fin de reservar espacio. Las normativas de playa lo prohíben totalmente. Toca madrugar más o buscar un arenal menos concurrido. 

Fuego

Solo por San JuanEl fuego en la arena solo por San Juan y bajo los requisitos que marque el ayuntamiento correspondiente -algunos incluso lo prohíben en esa fecha-. Fuera de la excepción de este día especial, en la playa no se pueden hacer hogueras ni se puede tampoco cocinar. Para comer en la playa, comida fría o chiringuito, pero nada de brasas ni de cámping gas. 

Publicidad

Nada de carteles. Los concellos tienen acotados los espacios en los que se puede colocar publicidad, y las playas no son uno de ellos. Salvo en actividades puntuales que cuenten con patrocinio, las ordenanzas prohíben la colocación de carteles y la publicidad en las áreas de baño. 

Pesca submarina

Las actividades acuáticas, limitadas. La pesca, también la submarina, y la navegación se restringen o se prohíben en las áreas cercanas a las playas en las que pueda haber personas bañándose. Tampoco las motos de agua pueden navegar dentro de las zonas balizadas ni cerca de la costa en las playas sin señalizar. También se prohíbe la reparación de embarcaciones en la arena. 

Limpieza

Prohibida la evacuación fisiológica. Aunque sea una norma básica de urbanidad, casi todas las ordenanzas recogen la prohibición de lo que llaman evacuación fisiológica, es decir, de orinar, en las playas. También se penaliza, por cuestiones de seguridad, bañarse cuando la bandera roja está en alto. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Ni masajes, ni juegos de cometas, ni figuras de arena en las playas gallegas