El ERTMS de Angrois aún está en obras en el tercer aniversario del accidente

La previsión es que esté instalado antes de fin de año y después estará en pruebas

.

redacción / la voz

El 1 de agosto se cumplirá un año desde que se adjudicó la instalación del sistema ERTMS en los tramos de vía entre Santiago y A Coruña y entre Santiago y Vigo, así como en los accesos a la estación compostelana, que incluyen la curva de Angrois. Aunque apenas se perciben, las obras están en marcha, pero habrá que esperar todavía unos meses para que finalicen. Tres años después del accidente que costó la vida a 80 personas y causó heridas a más de un centenar, la mejora de la seguridad en la curva de A Grandeira todavía no está completada. Y no lo estará, de hecho, hasta dentro de varios meses.

La previsión es que las obras estén listas antes de que finalice este año, pero después el sistema todavía tendrá que estar un tiempo en período de pruebas. Este debe prolongarse como máximo seis meses, de manera que cuando el año próximo se cumplan los cuatro desde el accidente, en la curva de Angrois debe estar en pleno funcionamiento el sistema de seguridad óptimo para una vía de alta velocidad. Mientras, tanto el eje atlántico como el tramo del accidente cuentan con balizas ASFA como las que había en el lugar del siniestro aquel 24 de julio del 2013, aunque ahora las transiciones bruscas de velocidad están controladas con balizas que frenan el tren en caso de que se superen los límites establecidos, una medida que había recomendado la Comisión de Investigación de Accidentes Ferroviarios (CIAF) antes incluso de que emitiese su controvertido informe sobre el accidente.

El Sistema Europeo de Gestión del Tráfico ERTMS es, precisamente, el mecanismo de seguridad asociado a las grandes líneas de alta velocidad, al monitorizar en todo momento el recorrido para reconducir posibles errores humanos. Inicialmente se había previsto que el ERTMS estuviese instalado en Galicia a finales del 2018 -en España hay ya más de 2.000 kilómetros de vía con este sistema-, pero el accidente de Angrois hizo que los plazos se adelantasen. Se trata de un sistema de mando y control de trenes que fue adoptado por la Unión Europea para equiparar las nuevas líneas que se construyan en todos los países. Su objetivo es que la señalización y las comunicaciones entre la vía y los equipos del tren sean compatibles en toda Europa y posibiliten la interoperatividad.

El ERTMS combina dos tecnologías. El European Train Control Sistem (ETCS) ofrece datos sobre la velocidad máxima en cada punto o la distancia que existe hasta la próxima baliza. Por su parte, el GSM-R (Global System por Mobile Communications-Railways) es un sistema de comunicación por radio que utiliza frecuencias exclusivas para ferrocarril. Su misión es permitir las comunicaciones entre el tren y el Centro de Control de Tráfico.

Feijoo: «É necesario facer un novo informe que sexa incuestionable»

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, reivindicó ayer la elaboración de un nuevo informe «incuestionable» sobre el accidente de Angrois. «Insisto en que é necesario facer un novo informe que sexa incuestionable desde o punto de vista técnico e desde o punto de vista da independencia e que conte co visto e prace completo das autoridades europeas», dijo tras la reunión del Consello de la Xunta. Feijoo aprovechó para reiterar su compromiso con las víctimas, y al respecto de la reunión que estas tenían con Ana Pastor el martes y a la que esta no asistió, afirma que ella le aseguró que acudiría a la cita. Pero Feijoo justificó que al final no fuese porque «xa non era ministra de Fomento».

La Fiscalía valorará el documento de la agencia ferroviaria europea cuando se incorpore a la causa

El informe de la Agencia Ferroviaria Europea que sostiene que la comisión que investigó el accidente del Alvia no es independiente no se ha incorporado a la causa judicial, reabierta por orden de la Audiencia de A Coruña. Así lo aseguró ayer el fiscal superior de Galicia, Fernando Suanzes: «El informe de la Agencia Ferroviaria Europea, que ha hecho para la Comisión Europea, no ha sido incorporado de momento en el procedimiento». Tampoco se ha incorporado el documento de análisis que ha hecho la comisión española de accidentes sobre el informe europeo.

Suanzes explicó que cuando esos informes se incorporen, la Fiscalía procederá a valorar el contenido jurídico de estas consideraciones. Ahora, dijo, se trabaja en la ampliación de las pruebas periciales que reclama el auto de la Audiencia de A Coruña.

Las víctimas piden al juez que elimine del caso la investigación de la comisión española

Las víctimas del accidente remitieron ayer un escrito al Juzgado de Instrucción número 3 de Santiago en el que piden que se elimine del procedimiento el informe de la Comisión de Investigación de Accidentes Ferroviarios (CIAF) después de que Bruselas haya concluido que ese informe no fue independiente. En ese escrito, el abogado que representa a la plataforma Víctimas Alvia 04155 solicita que se excluya ese documento del caso «porque carece de la objetividad necesaria», «no se ajusta a la normativa aplicable a la materia» y «no analiza las posibles causas del accidente».

Las víctimas del siniestro del que el domingo se cumplirán tres años recalcan que la Agencia Ferroviaria Europea censura que la investigación de la CIAF «se centra exclusivamente en las causas últimas o directas del accidente», sin valorar las causas estructurales, y echa de menos conclusiones sobre el diseño de la línea y la evaluación de riesgos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

El ERTMS de Angrois aún está en obras en el tercer aniversario del accidente