El PSdeG prepara una «renovación moi importante» de sus listas tras la rebelión de los parlamentarios

Manuel Cheda
m. cheda SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

Los diputados díscolos mantienen su pulso con la gestora del partido: «No tiene ninguna legitimidad»

07 jul 2016 . Actualizado a las 09:38 h.

«Son os últimos coletazos do final dun grupo parlamentario». Así interpretan en la cúpula socialista la actitud de una docena de sus diputados que pretenden tumbar la apuesta oficial por Modesto Pose (Malpica, 1955) para colocar en Madrid como senador de designación autonómica a José Luis Méndez Romeu (A Coruña, 1951). La mayoría de ellos, sostienen las mismas fuentes, se saben fuera de juego a medio plazo. Asumen que no conservarán el escaño tras las elecciones autonómicas de octubre y de ahí su rebelión. No van muy desencaminados en su apreciación, pues tanto la comisión gestora del partido como su candidato a la presidencia de la Xunta, Xoaquín Fernández Leiceaga, ya planeaban acometer una «renovación moi importante» de las listas para los comicios del otoño. Y lo ocurrido estos días en la Cámara no ha hecho más que reafirmarlos en sus intenciones.

«Feito a imaxe e semellanza de Pachi Vázquez», el equipo socialista en el Parlamento lo componen en estos momentos 18 representantes de los cuales solo cuatro están plenamente identificados con el proyecto de Leiceaga: la ourensana Noela Blanco, la lucense Concepción Burgo, el coruñés Emilio Vázquez y la portavoz del grupo, la pontevedresa Patricia Vilán. En las primarias de mayo, el resto de sus compañeros no apostaron por el ganador, sino por quien las perdió: Méndez Romeu. Y ahora sostienen que este último merece más que Pose el reconocimiento de ocupar una plaza en el Senado.

Ayer aún porfiaban en la operación. De hecho, por boca de un cabecilla que exigió no ser identificado, desafiaron a la presidenta de la gestora del PSdeG, Pilar Cancela, al proclamar: «No tiene ninguna legitimidad para tomar decisiones que son propias del grupo». La denuncia, no obstante, carece de base, dado que el 18 de marzo la comisión ejecutiva federal del PSOE delegó explícitamente en Cancela tres tareas, entre ellas «la gestión del grupo parlamentario del PSdeG en el Parlamento de Galicia».

El culebrón vivirá este mediodía su penúltimo capítulo, cuando Vilán reunirá a todos los diputados para comunicarles que minutos después formalizará en el registro de la Cámara la candidatura de Pose al Senado, no la de Méndez Romeu. El último episodio llegará el martes, cuando la propuesta se vote en pleno.