La designación de senador autonómico reabre las pugnas internas en el PSdeG

Manuel Cheda
m. cheda SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

Iñaki GriloNacho L. Tella

La dirección socialista aborta una maniobra para colocar a Méndez Romeu en Madrid

06 jul 2016 . Actualizado a las 05:00 h.

La foto de As Pontes (A Coruña). La imagen allí del alcalde de Vigo, Abel Caballero, y el presidente de la Diputación de A Coruña, Valentín González Formoso, compartiendo mitin. La escenificación en plena campaña electoral del fin de la guerra norte-sur en el seno del PSdeG. Esa instantánea, junto con la devolución en las urnas del sorpasso a En Marea, fue de lo mejor que los vientos del 26J trajeron para el socialismo gallego. Ahora, cuando apenas han transcurrido diez días desde el escrutinio de los comicios, otro asunto amenaza con arruinar casi todo lo logrado entonces. El proceso para la designación de un senador autonómico ha reabierto las pugnas internas en el partido.

Por importancia dentro del pazo do Hórreo, al PSdeG le corresponde señalar a uno de los tres representantes en la Cámara alta que el Parlamento de Galicia tiene derecho a colocar para el período 2016-2020. La comisión gestora que dirige la formación desde la dimisión en marzo de José Ramón Gómez Besteiro quiere asignar dicha plaza a quien la ocupó durante la frustrada legislatura anterior: Modesto Pose (Malpica, 1955). Pero un grupo de parlamentarios que dicen representar a entre 12 y 14 de los 18 diputados socialistas pretenden que el puesto sea para José Luis Méndez Romeu (A Coruña, 1951), quien en mayo cayó ante Xoaquín Fernández Leiceaga en las primarias por la candidatura a la presidencia de la Xunta.

Pose declinó ayer pronunciarse públicamente sobre esta batalla, mientras que Méndez Romeu no contestó ninguna de las cinco llamadas y mensajes que recibió de La Voz. Sí lo hizo una de las promotoras de su salida hacia Madrid, su compañera de escaño Carmen Gallego. Esta última explicó su intención de forzar mañana una reunión del grupo parlamentario para que la portavoz del mismo, Patricia Vilán, desobedezca a la cúpula del PSdeG y atienda el sentir «da maioría». Su patrocinado, adujo, merece la designación más que Pose «por traxectoria política», porque lo apoyan «case todos os compañeiros» y porque, en aras de la «unidade e cohesión» internas, procede «ter un xesto» con él después de recabar en las primarias el aval del 44 % de la militancia.

Sus argumentos chocan con los coincidentes de la presidenta de la gestora del partido, Pilar Cancela, y del propio Leiceaga, quien ayer recordó a Méndez Romeu el «paso atrás para pasar a un segundo plano» que en junio él mismo quiso dar. «O PSOE decidiu de cara ás eleccións manter a todos os candidatos nas listas e isto debe aplicarse tamén aos senadores autonómicos», abundó.

Otras fuentes de la dirección se mostraron más contundentes. «Son os de sempre facendo o de sempre: ruído que acabará en nada», afearon a los díscolos.

En el PP esperan que Feijoo repita en la Cámara alta los nombramientos de diciembre

Además de los 16 elegidos el 26J en las urnas (12 del PP, 3 del PSOE y el restante de En Marea), a Galicia le corresponden otros tres senadores en la Cámara alta. Con una proporción de dos populares y uno socialista, a estos últimos los nombrará oficialmente el Parlamento de la comunidad el martes por el sistema de votación en urna durante un pleno, un método que en diciembre ya propició que asomaran tensiones en el seno de los progresistas. Antes del viernes de la dos de la tarde, el portavoz del PPdeG en el hemiciclo, Pedro Puy, tendrá que presentar la propuesta de su grupo y su homóloga en el PSdeG, Patricia Vilán, la del suyo. Aunque fuentes socialistas no descartan que esta última, para atajar la rebelión de los díscolos, registre ya hoy la candidatura formal de Modesto Pose, con lo cual quedaría zanjado el debate en torno a las aspiraciones de Méndez Romeu.

Los conservadores, no obstante, probablemente agoten plazos y aguarden hasta el final de la semana para cumplir el trámite. Alberto Núñez Feijoo todavía no ha comunicado a quién enviará a la Cámara alta en el período 2016-2020, si bien fuentes de su formación dan por hecho que va a repetir la elección de hace medio año, cuando promovió para los cargos vacantes a Juan Manuel Jiménez Morán (Verín, 1956) y a Fernando Carlos Rodríguez Pérez (Bóveda, 1946).