Breogán Rioboo relaciona la destitución de Sergio Pascual con las «maniobras» en Galicia

«Diez dimisiones en Galicia, diez en Madrid», compara el todavía secretario general de Podemos Galicia, quien recuerda que usó el mismo mecanismo que Iglesias cuando cambió su núcleo cercano


El secretario general de Podemos Galicia y candidato a la reelección en las primarias internas (a raíz de la disolución del consejo ciudadano), Breogán Rioboo, ha relacionado la destitución del secretario de Organización, Sergio Pascual, con las «maniobras» en territorios como el gallego, con las dimisiones de diez miembros del consejo ciudadano autonómico que han dado lugar a la situación de la formación en la Comunidad.

Rioboo ha manifestado que «no le sorprende» la destitución a la vista que tuvo el diputado en el Congreso al frente de la Secretaría de Organización en lo relativo a la coordinación a nivel territorial, la implantación de la organización y la «dinamización» de los círculos. «Viendo como fueron los acontecimientos de las últimas semanas y meses, no me sorprende», ha advertido, en una censura velada a la actuación del diputado destituido de su cargo orgánico.

En segundo término, ha indicado que Pablo Iglesias ha adoptado una decisión sobre la «base de los documentos que le dotan» de facultades para tomar estas decisiones, al igual que él lo hizo en enero con su consejo de coordinación. Salvo que en su caso, ha añadido, después se dio una «maniobra calculada» y se produjeron diez dimisiones en el consejo ciudadano autonómico, las cuales dieron lugar a la situación actual de elecciones primarias en Podemos Galicia.

De hecho, ha señalado a Sergio Pascual como la persona que habría impulsado la «maniobra» de las diez dimisiones. Al respecto, ha recordado que fue el entonces secretario de Organización el que lo llamó media hora antes de anunciar en rueda de prensa las dimisiones y disolución del órgano de dirección, así como que Rioboo quedaba destituido de facto, al haberle sido retiradas las competencias, si bien sigue como secretario general de la formación morada en Galicia hasta su renovación en abril.

Preguntado por si coincide con que la gestión de Pascual ha sido «deficiente», como se recoge en el comunicado enviado a los medios sobre las 23,30 horas de la noche del martes para informar de la destitución, Breogán Rioboo se refirió, en primer lugar, a la misiva enviada a los inscritos por parte de Pablo Iglesias para indicar que «en cierta manera, la carta que mandó a los círculos (este mismo martes, horas antes de que trascendiese la destitución) habla de cuestiones» que, dijo, él lleva «poniendo encima de la mesa en las últimas semanas». «No ser semejantes a partidos tradicionales», algo que Rioboo ha vinculado con la situación actual de Podemos Galicia.

Sergio Pascual
Sergio Pascual

«Tenemos que huir de cuestiones que vemos en estos partidos, no caer en las mismas cuestiones. Y por otro lado, la gestión de Sergio Pascual, más que deficiente, fue demasiado intromisiva (con las organizaciones territoriales), monopolizante», ha manifestado.

Así, Breogán Rioboo ha ligado esta cuestión con que la organización «tiene que estar descentralizada y tiene que conocer los censos a nivel territorial, así como respetar las decisiones de los territorios», como ha reivindicado enérgicamente en las últimas semanas el secretario general de Podemos Galicia, quien se ha vuelto a presentar a las primarias a los órganos de dirección para volver a ostentar este cargo tras el proceso que culmina el 12 de abril y que se toma como «una moción de confianza».

«No se puede esperar»

A la pregunta de si considera que el secretario general de Podemos ha tomado la decisión acertada, Breogán Rioboo ha insistido en que la destitución que ha hecho se hizo «en base a su propio criterio», al «igual» que él cuando cambió a su núcleo de confianza, toda vez que los documentos aprobados en la asamblea de Vista Alegre le dan «legitimidad» a la decisión, al dotar de esas competencias su cargo.

Asimismo, el dirigente gallego se ha referido a que no solo estaba en cuestión la gestión de Sergio Pascual, sino de miembros que «lo acompañaban en la secretaría de Organización», como se conoce por los mensajes que trascendieron del proceso vasco, como Miguel Rodríguez, conocido como Miguel Sevilla.

«Cuando se dan cuestiones que hay que corregir, no se puede esperar para corregirlas», ha enfatizado Rioboo, quien a la pregunta de si se tardó tiempo en hacer esta actuación, ha contestado celebrando «todo lo que sea caminar para más democracia y organización».

Pablo Iglesias, Irene Montero y Tania Sánchez, en una imagen del pasado 20 de diciembre.
Pablo Iglesias, Irene Montero y Tania Sánchez, en una imagen del pasado 20 de diciembre.

Proceso en Galicia

En cuanto a cómo va a afectar al proceso gallego y si cree que esta destitución va a favorecer la neutralidad y la limpieza del proceso, ante denuncias de lo contrario por la tutela del proceso en manos de Pascual, Breogán Rioboo ha recordado que el transcurso del proceso «es algo que en todo momento se puso en duda por cómo» se llegó a la disolución del consejo ciudadano, lo cual tuvo lugar después de que el propio Sergio Pascual visitase Galicia y se reuniese con secretarios municipales de varias ciudades. «El proceso en Galicia tiene una sombra», ha lamentado.

Rioboo ha indicado, a este respecto, que «viene diciendo desde el principio y es patente» que se actuó de una forma «compaginada» por parte de la dirección estatal y, en concreto, el que era secretario de Organización, y las diez personas que dimitieron y originaron la disolución del consejo ciudadano autonómico, entre ellos, el senador y los diputados de En Marea, Antón Gómez-Reino y Ángela Rodríguez. Esta última, presentó recientemente su candidatura a la Secretaría General de Podemos Galicia en el actual proceso de primarias.

«Diez en Galicia, diez en Madrid»

«Lo vengo diciendo desde el principio. Es patente. No es algo que diga yo; los acontecimientos se fueron dando y es un 'dos más dos'», ha señalado, al respecto de lo que ha añadido que «las actuaciones se venían dando en connivencia, en la que colaboraron personas (en referencia a los gallegos)» con miembros de la dirección, como el delegado de Organización para Galicia, Miguel Rodríguez.

«Diez dimisiones en Galicia, diez dimisiones en Madrid. No se puede ser más explícito, el proceso parece que semeja bastante», ha puesto encima de la mesa. Preguntado entonces si cree que Pablo Iglesias ha actuado tarde al haber esperado a lo ocurrido en Madrid, ha contestado que «cada persona toma las decisiones cuando cree que son necesarias tomarlas».

«Van a dar a luz»

Dicho esto, ha considerado que «los acontecimientos de ayer (por este martes) van a poner más luz en las decisiones de enero y en la línea de lo que hay que hacer», en referencia a que a principios de año él mismo puso encima de la mesa la necesidad de abrir un debate interno en Galicia sobre la fórmula de concurrencia a las autonómicas y cambió a varios miembros de su núcleo cercano, lo que le costó la disolución del consejo ciudadano tras las mencionadas diez dimisiones.

«Hubo una serie de personas que no acataron los cambios propuestos por el secretario general. Emplearon el arma de disolver el consejo ciudadano gallego. No hay que ser muy avispado para ver la táctica», ha enfatizado.

Breogán Rioboo había asegurado, en una entrevista, que la número tres de Podemos, Carolina Bescansa, había avalado que abriese un proceso de debate interno sobre las autonómicas de este año. Preguntado por si cuando había desvelado esta circunstancia y que tenía apoyos en la dirección estatal tiene que ver con los últimos acontecimientos, ha remachado: «La decisiones que se adoptan vienen a dar luz y a ratificar mis decisiones (de cambiar a su círculo cercano y el debate) de enero».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Breogán Rioboo relaciona la destitución de Sergio Pascual con las «maniobras» en Galicia