Los aeropuertos gallegos pierden 11 de las 21 rutas al extranjero del verano

serafín lorenzo SANTIAGO / LA VOZ

GALICIA

Todas las conexiones y las compañías que operan

La recuperación de la demanda no frena el repliegue en la oferta de las aerolíneas para la temporada de invierno, en la que solo A Coruña crece respecto al año pasado

18 oct 2015 . Actualizado a las 12:25 h.

El sistema aeroportuario gallego avanza viento en popa. Después de dejar atrás el año pasado un bienio calamitoso, este 2015 se está confirmando como el ejercicio de su recuperación. Entre enero y septiembre, las tres terminales acumularon ya 205.000 viajeros más que en el mismo período del 2014. Y con el mérito añadido de que este crecimiento se produce a pesar de una desidia política que sigue agravando el lastre que representa para su competitividad la oferta solapada y descoordinada. Pero esta expansión no convence a las compañías que operan en Galicia. Al menos, no lo suficiente para suavizar el tradicional repliegue que, al llegar la temporada de invierno, aplican en los vuelos que operan al extranjero. Como es habitual, con la entrada del cambio horario, el próximo día 25, los tres aeródromos verán recortada a la mitad sus conexiones internacionales.

Aunque Santiago mantendrá su liderazgo en número de rutas exteriores directas, sufrirá un golpe en el que es su principal motor de crecimiento. Lavacolla gana respecto al invierno pasado los destinos de París y Roma, ambos operados por Vueling y con dos frecuencias semanales. Pero pierde el vuelo que EasyJet fletaba desde la primavera del 2013 al aeropuerto londinense de Gatwick. No es el único peaje de la temporada invernal, ya que en relación a la estival Lavacolla cede enlaces directos que ya han ido desapareciendo en las últimas semanas de su programación, como Ámsterdam (Vueling), Bruselas (Vueling), Dusseldorf (Vueling), Berlín (Vueling), Dublín (Aer Lingus), Múnich (Vueling), Milán-Bérgamo (Ryanair), Zúrich (que en los meses centrales del verano llegó a contar con líneas de Vueling y de Swiss Airlines) y Madeira (Air Nostrum).

Sujetos a la estacionalidad

A pesar de que este recorte es habitual, las compañías profundizan en un criterio de estacionalidad en su oferta cuya superación sigue siendo uno de los grandes desafíos de la terminal de Santiago. Mandan las expectativas de negocio de las aerolíneas. Así, Vueling retomará para las vacaciones de Navidad, entre otros, los enlaces con Ámsterdam, Bruselas y Zúrich. En el caso de los dos primeros, la low cost catalana ha avanzado que los recuperará en abril del 2016, coincidiendo con el arranque de la temporada estival.